Jaque al neoliberalismo

Distribuir contido
Una mirada no convencional al modelo económico, la globalización y las fallas del mercadoMarco Antonio Morenonoreply@blogger.comBlogger6206125
Actualizado: fai 10 horas 41 min

La economía política del arreglo de Argentina con los fondos buitre

Xov, 07/04/2016 - 07:01

Mark Weisbrot, CEPR

Tras 15 años de disputas y órdenes judiciales, campañas de difamación, cabildeo y otras interferencias, los fondos buitre finalmente han logrado un acuerdo tentativo con el nuevo gobierno de Argentina. Los fondos buitre — denominación que antecede a esta disputa concreta — son así llamados porque compran deudas impagas por una pequeña fracción de su valor nominal y luego entablan demandas (y otras tácticas) para recaudar ganancias exorbitantes. En el caso de Argentina, el buitre principal Paul Singer — un billonario estadounidense e importante donante de las campañas del Partido Republicano — obtendrá un rendimiento estimado del 370 por ciento sobre su 'inversión'; otro fondo buitre que forma parte del arreglo sacó aún más provecho, cobrando una ganancia del 950 por ciento.

El acuerdo es tentativo porque el Presidente de Argentina Mauricio Macri aún tiene que conseguir que el Congreso de la Nación — donde no tiene mayorías propias — modifique algunas leyes para concluir el trato. Y también tendrá que llegar a acuerdos con algunos de los acreedores 'recalcitrantes'. Y ahora los fondos buitre están recurriendo la orden del juez que habría permitido a Argentina realizar nuevas emisiones de deuda, presumiblemente en un intento de extraer aún más concesiones. Pero asumiendo que todo a la postre se resuelva, hay que sacar algunas lecciones importantes de esta larga guerra en torno a la deuda soberana.

Argentina, se podría decir, no tenía otra alternativa en 2002 que la cesación de pagos, pero el gobierno también hizo lo correcto cuando se enfrentó al FMI y a sus acreedores internacionales hasta que logró un acuerdo (en 2003 y 2005) que posibilitara la recuperación de la economía. Los prestamistas internacionales, en este caso un cartel de acreedores encabezado por el FMI, a menudo se dan maña para conseguir arreglos que mantienen al país entrampado en recesión, depresión o tasas de crecimiento muy bajas y una carga insustentable de servicio de deuda, además de imponerles condiciones (recortes del gasto social, las pensiones y el empleo públicos) que perjudican a la mayoría de los ciudadanos de los países deudores. Algunos de los peores ejemplos de este tipo de abusos son hoy visibles en países como Grecia y Jamaica, a los que posiblemente se sume Puerto Rico si reestructura su deuda.

Plantándose fuerte frente a sus acreedores internacionales, Argentina logró un acuerdo con el 93 por ciento de ellos, que le permitió al país un muy buen pasar durante los 14 años siguientes. En lugar de una depresión prolongada como en Grecia, o ir cojeando de una crisis a la siguiente, Argentina inició un proceso extraordinariamente sólido de recuperación apenas tres meses después de declararse en quiebra, y gozó de tasas de crecimiento muy altas, de más del 90 por ciento del PBI real entre 2002 y 2015. (La cifra exacta es materia de algunos debates, pero eso no cambia el relato.) Eso permitió que Argentina redujera aproximadamente el 70 por ciento de la pobreza y el 80 por ciento de la pobreza extrema en la década de 2003-2013.

No cabe duda entonces que el país se planteó políticas económicas muy exitosas, que no habría podido aplicar si el acuerdo con sus acreedores hubiese sido menos favorable — aunque más tarde enfrentó dificultades económicas durante la recesión mundial de 2009, y también en los últimos cuatro años. Ahora bien, respecto a estos cuatro años más recientes de desaceleración en que la economía creció a una tasa anual cercana al 1,1 por ciento: parte del problema fue que Argentina no conseguía crédito en los mercados internacionales debido a la imposibilidad de llegar a un arreglo con los fondos buitre. Para los detractores de Argentina, eso demuestra que el cese de pagos y las duras negociaciones que le siguieron fueron un error. Pero esa apreciación es claramente equivocada; la alternativa que ofrecían el FMI y los acreedores era infinitamente peor.

El problema realmente son los fondos buitre, y también los objetivos de política exterior de algunos agentes dentro de Estados Unidos que se oponían al gobierno anterior de Argentina. Entre ellos el juez Thomas Griesa, del Tribunal Federal de Distrito del distrito sur de Nueva York, a quien el New York Times le dedicó una artículo de noticias describiendo su incompetencia: "Simplemente, la elección del Presidente Macri cambió todo". Esta es una cita de la decisión de Griesa del 19 de febrero, con la cual explica porqué decidió levantar condicionalmente la orden judicial que le había impuesto a Argentina en 2014 y que el consejo editorial del Financial Times generosamente describió como "resoluciones excéntricas", que le impidieron a la Argentina realizar los pagos de su deuda. En otras palabras, él prefería mucho más al nuevo gobierno de derechas favorable a Washington, que al anterior gobierno de izquierda a cuya caída él contribuyó. La inaudita decisión de Griesa de convertir al 93 por ciento de los acreedores de Argentina en rehenes de los fondos buitre fue en ese momento una decisión evidentemente política. Ahora él mismo lo admite, para disgusto del orden jurídico estadounidense.

Argentina había apelado ante la Corte Suprema de Estados Unidos la orden judicial de Griesa, y los gobiernos de Francia, Brasil y México y el Premio Nobel de Economía Joseph Stiglitz presentaron alegatos a favor del apelante. Curiosamente, el FMI anunció su intención de presentar asimismo un escrito a favor de Argentina. Y eso no se debió a que el FMI amara al gobierno argentino, sino porque consideraba que la decisión de Griesa constituía una amenaza para el sistema financiero internacional. Pero el Tesoro estadounidense vergonzosamente a la postre obligó al FMI a retractarse, muy probablemente respondiendo a presiones de los grupos de cabildeo de los buitres y de algunos miembros del Congreso estadounidense contrarios a Argentina, particularmente de la Florida, que podrían haber amenazado con demorar la aprobación de leyes que el Fondo necesitaba.

Enseguida después que Macri salió electo, el gobierno de EEUU cesó de bloquear los préstamos a la Argentina en el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo. El propio Macri tiene además una historia interesante con el Departamento de Estado de EEUU: en conversaciones con funcionarios estadounidenses que se filtraron y publicó WikiLeaks, Macri les increpó ser "demasiado blandos" con el gobierno argentino y fomentar su "trato abusivo" de los Estados Unidos.

La lección principal de todo este episodio es la importancia que reviste para los países de ingresos medios como Argentina preservar su soberanía económica nacional. Eso fue lo que posibilitó la recuperación de Argentina tras las desastrosas políticas económicas aplicadas bajo la tutela del FMI; y la violación de esa soberanía por los tribunales de EEUU y otros agentes fue lo que dificultó que Argentina pudiera resolver los problemas económicos de los últimos pocos años. Veremos cómo le va en el futuro próximo a este nuevo gobierno menos soberano, ahora que llegó a un arreglo con los buitres.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

China puede causar un "baño de sangre" en el mercado global

Mér, 06/04/2016 - 19:00
Sobre el telón de fondo de la continuada desaceleración de la economía china, el Fondo Monetario Internacional (FMI) advirtió este lunes sobre el papel destructivo que puede jugar Pekín en la economía global. Según la entidad, las decisiones del Gobierno chino y cualesquiera sean los golpes que sufra su economía "tienen implicaciones para la estabilidad financiera global" y su impacto seguirá creciendo en los próximos años.

Es decir, la inquietud que los inversores internacionales por las políticas de China podría derivar en "baños de sangre" en el mercado global, interpreta las palabras del FMI el diario británico The Telegraph.

Por ejemplo, el verano pasado el Gobierno chino desató el pánico y una ola de ventas masivas en los mercados de valores al devaluar su moneda nacional. Y ello se debe a los fuertes vínculos financieros que siguen desarrollándose entre la economía china y las de otros países.

"Una información clara y oportuna sobre sus decisiones, la transparencia sobre los objetivos de su política, y las estrategias coherentes con el objetivo de alcanzar estos objetivos serán imprescindibles para evitar las reacciones volátiles de los mercados que podrían tener implicaciones aún más amplias", aseguró el FMI.

Según el informe, los países emergentes, incluida China y otros países que forman el BRICS, son 'responsables' de más de la mitad del crecimiento global en los últimos 15 años y, por lo tanto, tienen un fuerte impacto en los mercados de los países desarrollados.

Los fuertes lazos comerciales y financieros entre países desarrollados y países en desarrollo implican que, cualesquieras sean los problemas de estos últimos, pueden afectar fuertemente a los primeros. Así, según el FMI la tercera parte de las fluctuaciones en los mercados de divisas y de valores de los países desarrollados se deben a los mercados de los países en desarrollo.

Sin embargo, en sus respuesta a estos golpes, países desarrollados como EEUU siguen subestimando "la importancia de la cooperación macroeconómica internacional profundizada", concluye el Fondo.
_______
Via RT

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

El escándalo de las 'offshores' redirigirá billones de dólares a EEUU

Mér, 06/04/2016 - 16:25

El escándalo de los llamados 'papeles de Panamá' es un intento de redirigir los grandes flujos financieros de las zonas 'offshores' o paraísos fiscales hacia EEUU, sostiene el periodista y experto financiero alemán Ernst Wolff en una entrevista a Sputnik. Según Wolff, el hecho de que las filtraciones no afecten a ninguna empresa estadounidense, podría indicar que el escándalo es parte de una estrategia del país norteamericano.

"Lo que está sucediendo ahora es que EEUU está tratando de 'secar' ciertos paraísos fiscales para presentarse a sí mismo como el nuevo y mayor paraíso fiscal del mundo", afirma el periodista. Anteriormente, Washington logró socavar el principio del secreto fiscal en Suiza, que actualmente está obligada a proporcionar a EEUU los datos de ciudadanos estadounidenses.

Mientras tanto, en territorio estadounidense está vigente un secreto bancario ilimitado y los Estados de Nevada, Dakota del Sur, Wyoming y Delaware son "paraísos fiscales absolutos", explica Wolf, añadiendo que tras este escándalo multitud de individuos y corporaciones retirarán sus fondos de las compañías 'offshore' para redirigirlos a los dos primeros Estados.

"En estos 'offshores' hay distribuidos alrededor de 30-40 billones de dólares. Y EEUU, claramente, está interesado en redirigir estos fondos a su país", ha indicado.

La revelación de los llamados 'papeles de Panamá', la filtración masiva de documentos financieros sobre empresas en paraísos fiscales, se convirtió rápidamente en el tema principal de la actualidad informativa de todo el mundo. Según los materiales descubiertos, 11 millones y medio de documentos procedentes del despacho de abogados panameño Mossack Fonseca, doce jefes y exjefes de Estado, así como numerosas figuras del ámbito político, cultural y deportivo de diferentes países, estarían vinculados a empresas en paraísos fiscales. En un mensaje en Twitter, el exempleado de la CIA Edward Snowden ha calificado la revelación como "la mayor filtración en la historia del periodismo de datos".

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Paraísos fiscales y dinero negro: los prostíbulos del capitalismo

Mér, 06/04/2016 - 13:11
Emir Sader, Alainet

Cada vez que se revelan datos sobre los llamados paraísos fiscales, cunde el pánico en amplios medios económicos que se valen de ese expediente. Canalizan sus riquezas para esos territorios que arriendan sus soberanías para esconder negocios oscuros.

Los llamados paraísos fiscales son verdaderos prostíbulos del capitalismo. En esos territorios se practica todo tipo de actividades económicas que serían ilegales en otros países, captando y limpiando sumas millonarias de recursos, como los provenientes del comercio de armas, del narcotráfico y de otras actividades ilegales de otros países. Sirven asimismo para hacer circular capitales sin pagar los impuestos que deberían pagar en sus países de origen.

Los paraísos fiscales, que sumarían entre 60 y 90 en el mundo, son micro-territorios o Estados con legislaciones fiscales flojas o incluso inexistentes. Una de sus características comunes es la práctica de recibir capitales de manera ilimitada y anónima. Son países que comercializan sus soberanías ofreciendo un régimen legislativo y fiscal favorable, cualquiera que sea su origen. Su funcionamiento es simple: varios bancos reciben dinero del mundo entero y de cualquier persona teniendo costos bancarios bajos, comparados con el promedio de otros bancos en otros lugares.

Los paraísos fiscales tienen un rol central en el universo de las finanzas sucias, esto es de los capitales originados en actividades ilícitas y criminales. Mafias y políticos corruptos son clientes asiduos de esos territorios. Según el FMI, el blanqueamiento de dinero representa entre el 2 y 5% del PIB mundial y la mitad de los flujos de capitales internacionales; circulan o residen en esos Estados, entre 600 mil millones y 1 trillón y 500 mil millones de dólares sucios.

El número de paraísos fiscales se incrementó con la desreglamentación financiera promovida por el neoliberalismo. Las innovaciones tecnológicas y la constante invención de nuevos productos financieros que escapan a cualquier reglamentación han acelerado esos fenómenos.

Tráfico de armamentos, empresas de mercenarios, tráfico de drogas, prostitución internacional, corrupción, asaltos, secuestros, contrabando, evasión de impuestos, etc., son las fuentes que alimentan a esos Estados y a los mecanismos de blanqueamiento de dinero.

Un ministro de economía de Suiza – uno de los más grandes y conocidos paraísos fiscales – ha declarado, en una visita a Paris, defendiendo al secreto bancario, clave para que esos fenómenos puedan existir: “Para nosotros, esto refleja una concepción filosófica de la relación entre el Estado y el individuo”. Y agregó que las cuentas secretas representan el 11% del valor agregado bruto generado en Suiza.

En un país como Liechtenstein, la tasa máxima de impuesto a la renta es del 18% y sobre la fortuna inferior al 0,1%. Ese país se especializa en abrigar sociedades holdings y las trasferencias financieras o depósitos bancarios.

Una sociedad sin secreto bancario, donde todos supieran lo que cada uno gana, podría ser considerada como un paraíso. Pero sucede lo contrario, porque se trata de paraísos para capitales ilegales, originados en actividades ilícitas.

Esos paraísos existen, son conocidos, casi nadie tiene el coraje de defenderlos, pero ellos sobreviven y se expanden, porque son como los prostíbulos: ilegales, camuflados, pero indispensables para la supervivencia de instituciones fallidas, que tienen en esos espacios los complementos indispensables para su existencia.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

¿El FMI contra los chicos malos de la troika?

Mér, 06/04/2016 - 10:01
Alejandro Nadal, La Jornada

El portal de Wikileaks ha dado a conocer la versión estenográfica (oficial) de una importante teleconferencia sobre las negociaciones entre Atenas y la troika. El tema de la conferencia se relaciona con el incumplimiento de las metas de política fiscal impuestas al gobierno griego y sobre la posible salida de Grecia de la unión monetaria. Algunos piensan que la conferencia revela grietas cada vez más profundas en las posturas de la troika (Comisión Europea, Banco Central Europeo y el propio FMI).

La conferencia se llevó a cabo hace dos semanas entre altos funcionarios del FMI: el director de la oficina para Europa, la jefa de la misión para Grecia y otra funcionaria del Fondo en Washington. La discusión está dominada por la preocupación que tiene el FMI en relación a lo que considera metas irrealistas en materia de superávit fiscal que la Comisión Europea y Berlín insisten en imponer a Grecia.

Desde hace algún tiempo el FMI está tratando de enviar un mensaje claro al resto de la troika. Al parecer el organismo considera que la situación en Grecia solamente puede resolverse mediante una quita significativa en su deuda. Al mismo tiempo ha terminado considerando que es necesario relajar las metas de superávit fiscal. Pero tanto Alemania como la Comisión en Bruselas han rechazado tajantemente la idea de quitas adicionales a la deuda griega por juzgar que ya se han hecho todos los recortes posibles. Y, en lo que concierne a las metas de superávit fiscal la Comisión en Bruselas insiste en que falta mucho terreno que recorrer en Atenas, en especial en el espinoso tema del régimen de pensiones. Además, Bruselas y Berlín consideran que hay varias reformas estructurales sobre las cuales el gobierno de Tsipras no ha terminado de actuar. Muchas de esas reformas se traducirán en mayores recortes en la prestación de servicios básicos para la población, además de incrementos en varios impuestos.

Las negociaciones para resolver de manera durable el problema de la crisis en Grecia siguen empantanadas. Es evidente que los altos funcionarios del FMI se han dado cuenta de que el impacto del recorte fiscal (la austeridad) ha sido mayor de lo que nadie en ese venerable organismo esperaba hace apenas un par de años. Los efectos de la austeridad sobre el crecimiento hacen que la relación deuda/PIB aumente de manera explosiva y por eso reclama el FMI actuar de manera simultánea sobre el castigo fiscal y sobre el monto de la deuda. Es una cuestión de gradación: el FMI no ha cambiado la esencia de su diagnóstico sobre las causas de la crisis y la medicina amarga que debe tomar el pueblo griego para superarla. Sólo está tratando de cuidar de que a los médicos que administran la receta no se les pasen las cucharadas.

El ministro de finanzas alemán, el señor Schäuble, ha hecho saber en repetidas ocasiones que la mejor solución pasa por la salida de Grecia de la unión monetaria (incluso ha llegado a insinuar que estaría preparado para pedir el apoyo del Bundestag para subsidiar dicha eventualidad). Por supuesto, esto necesitaría un plan bien diseñado para la transición ordenada hacia la nueva moneda griega. Está por verse si las instituciones europeas (incluyendo el Banco Central Europeo) están dispuestas a intentar un proyecto de esta naturaleza.

Si la filtración de este documento buscaba calmar los ánimos en Atenas, haciendo pensar a los negociadores griegos que el FMI podría ayudar a mitigar el fanatismo del resto de la troika, el objetivo no se ha cumplido. Ayer mismo el gobierno griego demandó explicaciones al Fondo preguntando si la postura oficial del organismo consistía en provocar condiciones de una bancarrota nacional justo antes del referendo en Inglaterra. La señora Lagarde no tardó en responder que la estrategia del FMI no descansa sobre amenazas, pero la historia de las intervenciones del organismo en América Latina y varios pasajes en el documento filtrado indican lo contrario. El intento de jugar al “buen miembro de la troika” en contra de los malos (Bruselas y el BCE) ha fracasado.

Por cierto, el documento filtrado revela que las negociaciones entre Grecia y la troika se verán complicadas por dos factores adicionales. El primero es el referendo sobre la permanencia de Inglaterra en la Unión Europea. Esa votación, prevista para el 23 de junio, podría desembocar en lo que se ha denominado la Brexit. La troika no querrá forzar la mano obligando a Atenas a doblegarse a nuevas condiciones humillantes por miedo a influir en el voto en Inglaterra.

Las negociaciones sobre Grecia también se están viendo afectadas por la grave crisis de refugiados y migrantes en Europa. La posible salida del país helénico de la unión monetaria haría muy difícil que Atenas cumpla con las ideas que algunos políticos tienen sobre el control del flujo de migrantes. Quizás esa es la última carta en poder de los griegos en las negociaciones con la troika.

A siete años de haber estallado la crisis en Grecia, la medicina neoliberal no sólo no ha funcionado, sino que sigue profundizando la recesión.
__________
vínculo a la página de Wikileaks en la que se encuentra el documento del FMI.Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

FMI avisa que la economía está "en estado de alerta" porque "la recuperación es demasiado frágil"

Mar, 05/04/2016 - 16:58
La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, advirtió este martes de que "la recuperación es demasiado lenta, demasiado frágil y que aumentan los riesgos sobre su durabilidad". "Estamos en alerta, no en alarma. Se ha producido una pérdida de velocidad del crecimiento. De cualquier forma, si los políticos pueden afrontar los retos y actuar de forma conjunta, los efectos positivos y la confianza global -y la economía global- serán sustanciales", según la directora gerente del FMI.

​ En un discurso en Fráncfort, Lagarde matizó que la "buena noticia es que continua la recuperación, tenemos crecimiento, no estamos en crisis". "Hemos progresado mucho desde la gran crisis financiera pero como el crecimiento ha sido demasiado bajo durante demasiado tiempo, mucha gente simplemente no lo nota", añadió Lagarde al presentar en un discurso en la Universidad Goethe de Fráncfort los principales asuntos que se discutirán en la próxima reunión de primavera del FMI en Washington.

Sus declaraciones se producen menos de dos semanas antes de que ministros, banqueros centrales y otros políticos de 188 países miembros del FMI se reúnan en Washington para las Reuniones de Primavera del Fondo y del Banco Mundial, donde se evaluará la salud de la economía mundial.

Lagarde ha recordado que las perspectivas globales se han debilitado más en los últimos seis meses por la ralentización de China, la caída de los precios de las materias primas y las perspectivas de restricción financiera para muchos países. Las economías emergentes lideraron la recuperación y se esperaba que las avanzadas recogerían el testigo, pero esto no se ha producido, de hecho, en muchos casos la recuperación es más moderada de lo anticipado.

"En Estados Unidos el crecimiento es plano en parte debido a la fortaleza del dólar; en la zona del euro, las bajas inversiones, el elevado desempleo y los balances débiles pesan sobre el crecimiento; en Japón, la inflación y el crecimiento son más débiles de lo esperado", dijo Lagarde. China crece menos, la recesión en Brasil y Rusia es mayor de lo esperado y la situación es similar en Oriente Medio, que sufre los efectos de la caída el precio del petróleo. La situación de India es mejor "con fuerte crecimiento y aumento de los ingresos reales", según Lagarde.

Consideró que las medidas de expansión monetaria del Banco Central Europeo (BCE) han contribuido a mejorar la confianza económica. Pero advirtió del peligro de ser complacientes y de no tomar una acción decisiva para afrontar los problemas y riesgos que persisten.

La directora gerente del Fondo reiteró el martes su postura a favor de una acción más decidida de las economías del mundo para impulsar el crecimiento, advirtiendo que los riesgos a la baja están aumentando.

En un discurso en la Universidad Goethe de Fráncfort, la jefa del FMI llamo a realizar medidas específicas incluyendo que EEUU eleve su salario mínimo, que Europa mejore la capacitación para el trabajo y que las economías emergentes reduzcan los subsidios a los combustibles y aumenten el gasto social. Lagarde hizo hincapié en que cada país necesita "diferentes acciones" pero, en términos generales, todos necesitan reformas estructurales, políticas fiscales orientadas al crecimiento y una política monetaria expansiva, que por sí sola no "puede ser el alfa y omega de la recuperación".

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Charlie Hebdo dedica su portada a los "Panamá Papers"

Mar, 05/04/2016 - 15:37

"Terrorismo fiscal". Así titula 'Charlie Hebdo' su última portada, dedicada a los empresarios, políticos y deportistas que aparecen en los "Panama Papers", desvelados por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICI) y el diario alemán 'Süddeutsche Zeitung', y que en España, están publicando El Confidencial y La Sexta tras un trabajo periodístico conjunto iniciado en julio de 2015.
En ella, la revista satírica muestra una manifestación solidaria en la que aparece un grupo de gente rica con carteles con el lema 'Je Suis Panamá', apelando al eslogan 'Je Suis Charlie' creado por el grafista francés Joachim Roncin tras el atentado que este semanario en enero de 2015.
Además, y como de costumbre, tira de ironía dibujando en la portada una pancarta en la que un 'manifestante' asegura que en esta gran trama de fraude fiscal "No van a cambiar nuestro modo de vida", una de las muchas frases de apoyo que recibió 'Charlie Hebdo' tras el ataque a su sede, en el que murieron 12 personas. Otro de los carteles que aparecen en la portada, este llevado por una mujer rubia con un collar de perlas, reza: "Incluso miedo", señalando que los nombres que aparecen en los 'papeles de Panamá' no tienen ningún temor a esta revelación. Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Cómo Mossack y Fonseca construyeron su imperio

Mar, 05/04/2016 - 07:00
Andrew Buncombe, The Independent

Nueva York. El sastre de Panamá, la novela de John Le Carré de 1996, cuenta la historia de Harry Pendel, un sastre británico que atiende a los grandes y buenos, pero cuya negativa a aclarar su pasado casi lo conduce a la debacle.

En Panamá, cree, la discreción es el único camino. Por más de cuatro décadas, el bufete legal Mossack Fonseca –cuya retorcida saga podría estar más allá incluso de la imaginación de Le Carré– ha adoptado una estrategia similar de discreción y sobrevivencia.

Si ha de creerse a los documentos obtenidos y analizados por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés), la firma, que tiene su sede no lejos de donde estaba la sastrería del Harry Pendel ficticio, ha tenido tratos financieros con un total de 128 políticos y funcionarios públicos de todo el mundo. La compañía ha negado cualquier negocio ilícito.

El ICIJ dice que el documento revela información de los asuntos financieros de 12 líderes mundiales actuales y pasados. (En contraste, Harry Pendel confeccionó trajes sólo para tres presidentes).

La compañía fue formada en 1977 por Jurgen Mossack y Ramón Fonseca, y se especializa en derecho mercantil, servicios fiduciarios, asesoría de inversiones y estructuras internacionales. Su sitio web afirma que puede ayudar a reducir costos, incorporar y manejar fundaciones de interés privado, realizar negocios en cualquier país y llevar a cabo transacciones en cualquier divisa.

En una aseveración que podría parecer irónica, dada la filtración masiva de documentos, el sitio web sostiene que sus oficinas están sustentadas en “una tecnología segura, de última generación, que es mejorada continuamente”.

El ICIJ señala que Mossack es un inmigrante alemán cuyo padre buscó una nueva vida en Panamá para su familia después de militar en las Waffen-SS de Hitler durante la Segunda Guerra Mundial. Mossack padre también ofreció espiar para el gobierno estadunidense a “ex nazis convertidos en comunistas o nazis no conversos que se disfrazan de comunistas”, después de la guerra, de acuerdo con archivos de inteligencia estadunidenses obtenidos por el consorcio.

Jurgen Mossack estudió en la Escuela de Derecho de la Universidad de SantaMaría La Antigua, en Panamá. Fonseca es un novelista galardonado que ha fungido en años recientes como asesor del presidente de Panamá, según se dice.

El consorcio indicó que su base está en la ciudad de Panamá. La compañía ha creado y establecido empresas anónimas en Panamá, Islas Vírgenes Británicas y otros paraísos fiscales.

“El despacho legal ha trabajado de cerca con grandes bancos y bufetes jurídicos importantes en lugares como Holanda, México, Estados Unidos y Suiza, y ayudado a clientes a mover dinero o recortar su pago de impuestos, según muestran los registros secretos”, señaló el ICIJ. “Un análisis de los archivos filtrados hecho por el ICIJ descubrió que más de 500 bancos, sus subsidiarias y filiales han trabajado con Mossack Fonseca desde la década de 1970 para ayudar a sus clientes a manejar compañías offshore”.
_______
La Jornada. Traducción: Jorge Anaya

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Los bancos centrales no admitirán haberse quedado sin munición

Lun, 04/04/2016 - 19:36

Matthew Lynn, El Economista

Las bazucas, cargadas. Los helicópteros de ataque, con el depósito lleno y listos para volar. El arsenal, completo con armas nuevas y espantosas, nunca antes vistas. Tal vez no sorprenda que los bancos centrales recurran a metáforas militares para describir su lucha contra la deflación. En su opinión, están librando una guerra y, como los generales en el campo de batalla, sus tácticas son tanto psicológicas como económicas.

En las últimas semanas, a raíz de la enésima ronda de medidas políticas extraordinarias de los bancos centrales en Europa y Japón, los altos responsables han dedicado mucho tiempo a decir a los mercados que aún les queda mucha munición en el armario. ¿Qué iban a decir si no?

Como un general que nunca admitiría estar quedándose sin armas ni munición, aunque fuese cierto, un banquero central jamás reconocería que se le acaban las herramientas para que la economía vuelva a crecer. La verdad es muy distinta. Así es. Puede que contemplen muchas ideas nuevas, desde lanzar dinero del aire a cambiar de base las monedas, pero ninguna tiene visos de funcionar. Más vale que pronto lo admitan.

Si entró en 2016 creyendo que los bancos centrales habían hecho todo lo posible para mantener los precios en alza y el crecimiento en marcha, el año por ahora le ha quitado la razón. Primero, el Banco de Japón se unió a los bancos centrales europeos, incluidos el sueco y el suizo, además del BCE, en la imposición de tipos de interés negativos. Poco después, el presidente del BCE, Mario Draghi, se sacó otro "gran bazuca" al bajar el tipo principal a cero y difundir los tipos de negativos por doquier, aumentando el ritmo mensual de flexibilización cuantitativa.

¿Han acabado ya? Por supuesto que no. Tal vez pensemos que han echado todo al asador, pero resulta que no. Poco después, el economista jefe del BCE, Peter Praet, concedió la famosa entrevista en la que afirmó que podría perfectamente haber más tipos de interés, y quizá "dinero del helicóptero" también. Todos los demás bancos centrales se han mostrado ávidos por lanzar el mismo mensaje, y una serie de economistas académicos han lanzado propuestas a cual más extraña sobre cómo los políticos pueden seguir estimulando sus economías. Desde luego, se les está viendo el plumero. Nadie quiere admitir que no le quedan opciones. Tienen que seguir pretendiendo que hay algo más que todavía pueden hacer, pero eso no significa que lo haya. Solo hace falta pararse y observar lo estrafalario de algunas de sus propuestas para darse cuenta de lo huecas que son realmente.

Los tipos de interés negativos ya están impuestos en casi una tercera parte de la economía global, pero si alguien ahí fuera cree que han sido todo un éxito todavía no ha dado la cara. Por ahora parece que ha salido el tiro por la culata. Han destruido la rentabilidad bancaria (tanto que hasta en Europa se temió por la estabilidad del poderoso Deutsche Bank a principios de año).

Cuesta entender cómo puede existir una economía saludable sin un sistema bancario sano. Peor aún, a nadie se le ocurre que se pueda seguir recortando hacia territorio negativo. ¿Un índice del -5% en los depósitos bancarios? ¿El -10%? Todo el mundo sabe que en ese caso la gente utilizaría efectivo, lingotes de oro o bitcoins? Cualquier clase de dinero que no pierda valor solo por tenerlo.

Después, se habla mucho de tirar dinero desde un helicóptero. El economista Milton Friedman propuso célebremente la idea de que los bancos centrales arrojasen literalmente dinero a la economía, como si lo lanzasen desde el aire. ¿Cómo se supone que funcionaría en la práctica? Pongamos a Europa, ya que Praet ha comentado en activo la posibilidad.

¿El BCE se limitaría a depositar, por ejemplo, mil euros en cada cuenta bancaria? ¿Y los que no tienen cuenta en el banco? Según los cálculos de McKinsey, el 8% de la población de los países de renta alta de la OCDE no son clientes de bancos. Dado que probablemente sean los miembros más pobres de la sociedad, parece injusto que no se vean beneficiados.

¿O se va a pasear alguien con un fajo de billetes? Peor aún, ¿cómo sabemos que se gastarán el dinero y no aprovecharán para pagar sus deudas, lo que por supuesto arruinaría el propósito de esta medida? Cuanto más pensamos en las cuestiones prácticas de la propuesta, menos seria parece.

Pero hay ideas aun más estrafalarias. Se ha comentado mucho la idea de prohibir el efectivo para que los tipos negativos sean más eficaces, pero ¿cómo impedimos que la gente cree una alternativa? Al fin y al cabo, la razón por las que aún usamos billetes es porque resultan útiles. Un catedrático británico de economía hace poco lanzó la idea de redenominar la moneda, es decir, retirar la vieja e introducir una nueva. Otros han coqueteado con la cancelación de la deuda (lo que debemos desaparecería). Es muy divertido para quienes disfrutan con este tipo de cosas, pero ¿son políticas serias? Claro que no.

No basta con que digamos a los demás que nos queda mucha munición en el arsenal. En un momento u otro, hay que decir en realidad qué es y explicar cómo va a funcionar. ¿Y si no se puede? Entonces sería mejor decir que los bancos centrales han hecho todo lo posible para estimular sus economías y que ahora les toca a los gobiernos hacer su parte, ya sea mediante una política expansionista fiscal o con reformas estructurales, para que sus economías sean más competitivas. Tarde o temprano, se acabarán dando cuenta y nadie va a agradecerles que hayan mentido.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Los papeles de Panamá, el nuevo escándalo de evasión fiscal que conmociona al mundo

Lun, 04/04/2016 - 14:24

El presidente de Argentina, Mauricio Macri; su par ucraniano Petro Porochenko, así como el astro de futbol Lionel Messi figuran entre unas 140 personalidades, de 50 países, que aparecen como titulares o vinculados con cuentas bancarias en paraísos fiscales, según un enorme caudal de documentos pertenecientes al despacho de abogados panameño Mossack Fonseca, importante generador de sociedades offshore a escala mundial, que fueron filtrados y dados a conocer por el Consorcio Internacional de Periodismo de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés), informó ayer el diario alemán Süddeutsche Zeitung.

La documentación, filtrada bajo el nombre de Los papeles de Panamá, Panama papers, fue enviada por una fuente anónima al Süddeutsche Zeitung hace más de un año. El rotativo compartió los más 11.5 millones de documentos, unos 2.6 terabytes de información, con más de 100 organizaciones de prensa de 78 países.

El ICIJ, organización sin fines de lucro con base en Washington, tenía experiencia en coordinar otros proyectos de investigación de este tipo, como Lux-Leaks y Swiss-Leaks, en los que también participó el Süddeutsche Zeitung.

Los papeles de Panamá contienen varias veces más información que los datos publicados por Wikileaks en 2013, que expusieron las finanzas de individuos prominentes.

Se trata de e-mails, pdfs y material fotográfico, así como de extractos bancarios internos de Mossack Fonseca, que se extienden desde la década de los años 70 del siglo pasado hasta comienzos de 2016, en los que aparecen 72 gobernantes o ex gobernantes, que se cuentan entre un total de 128 políticos de distintas esferas gubernamentales; 61 familiares o socios cercanos a líderes políticos y futbolistas, empresarios, actores, criminales y otras personalidades públicas.

Los papeles de Panamá “permiten una mirada sin precedentes al interior del mundo de las cuentas ultramarinas, proveyendo detalles diarios, década a década, de cómo fluye el dinero ‘oscuro’ a través del sistema financiero global, alimentando el crimen y despojando a las tesorerías nacionales de ingresos por impuestos”, dijo el ICIJ.

La investigación revela que socios y familiares del ex presidente de egipto Hosni Mubarak, el presidente sirio Bashar Al Assad y el asesinado ex líder libio Muamar Kadafi generaron sociedades offshore, es decir, constituidas fuera del país de residencia con el fin de evitar pagar impuestos.

El Kremlin

Dos aliados cercanos al presidente ruso Vladimir Putin aparecen vinculados a una supuesta cadena de lavado de dinero en la que por lo menos mil millones de dólares se enviaron del Banco Rossiya a una compañía offshore llamada Sandalwood, creada por el despacho Mossack Fonseca.

El Banco Rossiya se ubica en San Petesburgo y está encabezado por Yuri Kovalchuk, cercano a Putin. En todo caso, el nombre del premier ruso no aparece en los documentos filtrados. Sin embargo, los medios occidentales han abordado el escándalo centrando la atención en el presidente ruso.

El Kremlin dijo la semana pasada que preveía lo que llamó un ataque de información. El portavoz de Putin, Dimitri Peskov, señaló que había recibido una serie de preguntas hechas de manera descortés por una organización que, dijo, trataba de difamar a Putin.

Argentina

De acuerdo con las filtraciones, Macri integró junto a su padre, Franco, y su hermano Mariano el directorio de la compañía offshore Fleg Trading, registrada en Bahamas entre 1998 y 2009, y que al ser elegido jefe de gobierno de Buenos Aires, en 2007, no incluyó en sus declaraciones juradas su conexión con la firma, aseguró Página 12.

El mandatario no declaró Fleg Trading como activo por no tener participación de capital en ella y porque la compañía estaba vinculada con el grupo empresarial de su familia, replicó el portavoz de Macri, Iván Pavlovsky.

En la investigación figura además Néstor Grindetti, ex ministro porteño de Hacienda durante el gobierno de Macri y actual alcalde de Lanús, que operó offshore entre julio de 2010 y julio de 2013, refirió el diario La Nación, que tuvo acceso a los documentos.

En el informe del ICIJ se menciona a ex dirigentes y empresarios vinculados al kirchnerimo. Entre ellos el secretario privado del fallecido ex presidente Néstor Kirchner, Daniel Muñoz, quien estuvo activo en el paraíso fiscal de las Islas Vírgenes Británicas a partir de 2013, cuando ya estaba fuera de la función pública.

Venezuela

Un ex jefe de seguridad del fallecido ex presidente venezolano Hugo Chávez y un auditor de Pdvsa figuran en Los papeles de Panamá, indicaron los portales venezolanos ArmandoInfo, Runrunes y El pitazo.

El primer caso es el del capitán retirado del ejército Adrián Velázquez, quien fue guardia personal de Chávez y abrió una compañía de millones de dólares en un paraíso fiscal en Seychelles.

Jesús Villanueva, auditor de la estatal petrolera Petróleos de Venezuela SA (Pdvsa) cuando era dirigida por Rafael Ramírez –actual embajador de Venezuela ante la Organización de Naciones Unidas–, desvió fondos millonarios a una empresa en Panamá.

Deportistas

Otros que aparecen en la investigación son: el futbolista Lionel Messi, quien junto a su padre Jorge Horacio es dueño de la compañía Mega Star Enterprises, en Panamá; el presidente de la Unión de Federaciones de Futbol Europeas (UEFA), Michel Platini; el futbolista chileno Iván Zamorano, los argentinos Leonardo Ulloa y Gabriel Heize. También se menciona al uruguayo Pedro Damiani, presidente de Peñarol y miembro de la comisión de ética de la FIFA, afirmó Página 12.

De inmediato trascendió que Messi presentará este lunes una denuncia contra el ICIJ y el rotativo Süddeutsche Zeitung.

Islandia y otros

Las filtraciones incluyen además al primer ministro islandés Sigmundur Gunnlaugsson; al primer ministro de Georgia; al rey de Arabia Saudita; al presidente de Ucrania; a Pilar de Borbón, hermana del rey emérito de España, y al director de cine español Pedro Almodóvar.

El periódico británico The Guardian, que participó en la investigación, publicó un video en su portal ayer por la noche que muestra una entrevista con Gunnlaugsson. Durante la entrevista se pregunta al primer ministro islandés sobre una compañía llamada Wintris. El premier responde que sus transacciones son limpias, y luego suspende la entrevista.

La respuesta de Mossack Fonseca

Esto es un crimen, un delito, dijo Ramón Fonseca Mora, director y miembro fundador de Mossack Fonseca, en diálogo telefónico con Afp. Hay un ataque contra Panamá porque a algunos países no les gusta que seamos bien competitivos para atraer empresas, dijo sin dar a conocer más detalles.

Hay dos maneras de ver el mundo: la primera es ser competitivo y la segunda es ser impositivo, y hay una guerra entre los países abiertos como Panamá, que estamos creciendo a 6 por ciento, y países impositivos que quieren imponer más y más impuestos a sus empresas y ciudadanos, indicó.

Fonseca dejó en marzo sus cargos de ministro consejero del actual gobierno del mandatario panameño Juan Carlos Varela y de presidente encargado del derechista Partido Panameñista, tras la aparición de publicaciones en las que vinculaban a su firma con los escándalos de corrupción en Brasil.

Según Fonseca, la firma de abogados sufrió un “hackeo limitado” y, aunque sospechan quién pudo ser, evitó acusar a alguien por falta de pruebas. La privacidad es un derecho humano fundamental que está siendo cada vez más despreciado en el mundo moderno. Toda persona tiene derecho a su privacidad, sea un rey o un mendigo, concluyó Fonseca.

El gobierno de Panamá se dijo dispuesto a cooperar vigorosamente con la justicia, y el mandatario ecuatoriano Rafael Correa declaró al cierre de esta edición que van a salir maravillas de Los papeles de Panamá, que pueden consultarse en https://panamapapers.icij.org/

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Empresas chilenas son las más endeudadas del mundo

Dom, 03/04/2016 - 20:04
Poco a poco comienza a informarse sobre el verdadero estado de endeudamiento de la economía chilena. La deuda de las empresas, impulsada por los dólares baratos y bajas tasas de interés, se ha expandido de forma tal que supera el producto nacional y ubica a Chile como la nación con el sector privado más endeudado del mundo. El alza del dólar y el euro y un bajo crecimiento colocarán a estas empresas en una situación de alta complejidad.

La deuda corporativa chilena aumentó más de un 20 por ciento entre el 2007 y el 2015, informa el Fondo Monetario Internacional, un incremento que ubica a Chile con la mayor deuda corporativa entre todos las economías emergentes, equivalente a un 40 por ciento de su PIB. Esta situación, sin duda de alta preocupación, fue desarrollada hacia finales del 2015 por especialistas en la revista The Economist con datos del Banco de Pagos Internacional, información que sin embargo no tuvo mayor repercusión en Chile.

Pero si se consideran otras variables, como la deuda de las corporaciones en dólares y en moneda local, ésta llega al 121 por ciento del PIB, como ha informado y alertado el mismo Banco Central.

Este lunes es El Mercurio el que levanta la alarma. Expertos consultados por este matutino explican que este es el efecto de las políticas laxas de Estados Unidos. Ante el bajo crecimiento de las economías desarrolladas, los capitales se han movido hacia las naciones emergentes en busca de mejores rentabilidades. En este escenario, con tasas de interés mínimas, muchas empresas se endeudaron para realizar inversiones en el país o en la región. El desafío, sin embargo, surge cuando los tipos de cambio y la divisa en la cual se suscribió el préstamo se encarece.

El Ciudadano ha venido tratando este tema desde hace meses. En un artículo publicado en diciembre pasado por el cientista político Fernando Duque, el académico explica que los bancos occidentales y asiáticos han hecho préstamos poco productivos a empresas privadas mal administradas del tercer mundo, en tanto también estos inversionistas globales han comprado en moneda local, bonos emitidos por compañías privadas de dudosa reputación técnica y financiera y pertenecientes a países emergentes. “Se ha creado de esta forma una nueva y gigantesca burbuja crediticia y ella ya está explotando”.

Los países emergentes más afectados y en más grave peligro son aquellos donde la deuda privada supera en más del 100% el producto bruto del país. En esta lista se encuentra primero Singapur, con una deuda de sobre el 250% del producto. En segundo lugar está Malasia con una deuda superior al 200% del producto. En tercer lugar está China con una deuda privada poco inferior al 200% del producto. En cuarto lugar está Corea del Sur con una deuda privada similar a la China. En quinto lugar está Tailandia con una deuda privada del 180% del producto y en sexto lugar está Chile con una deuda privada un poco inferior al 150% del producto. Finalmente la tabla número dos del artículo en referencia, señala que otros países en serios problemas son Brasil y Turquía ya que en ambos la deuda privada supera el 100% del producto.
________
Ver La economía chilena se enfrenta a una catástrofe anunciada
Vía El Ciudadano

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Brasil: Crisis y cambios

Dom, 03/04/2016 - 19:30
Emir Sader, Público

Ningún país puede quedar igual después de una crisis tan profunda y prolongada como la que vive Brasil. Es una crisis que en su dimensión directamente política puede tener su desenlace incluso este mes de abril, en el caso de que el pleno la Cámara de Diputados no logre el quórum que necesita la oposición para seguir con el proceso de ‘impeachment’ contra la presidenta Dilma Roussef.

Brasil ya ha cambiado mucho en este último año y medio y va a cambiar más, sea por un triunfo de la derecha o porque la izquierda derrote la asonada golpista de la oposición. Los que observaron las calles de todo el país durante los días 18 y 31 de marzo ya pudieron ver los cambios, no solo por las inmensas marchas y concentraciones populares en todo el país, con gente pobre, con jóvenes, mujeres, ancianos, con personas de todas las clases sociales y de todas las etnias, mezcladas, de forma alegre y espontánea, como no se había visto en Brasil desde la campaña a favor de elecciones directas, en la salida de la dictadura, hace más de 30 anos.

Los que, precipitadamente, una vez más, dieron por muerta a la izquierda brasileña, agotado el gobierno, terminado el liderazgo de Lula y el PT (Partido dos Trabalhadores), se han quedado de nuevo sin palabras para describir lo que pasa en Brasil en este momento, porque no han entendido todo lo que el país ha vivido desde 2003 y vive actualmente.

El vigor y la capacidad de movilización que ha demostrado la izquierda brasileña y el liderazgo de Lula demuestran la fuerza y el potencial que tiene siempre el campo popular en Brasil. Mientras la derecha pierde fuerza y apela en su repliegue a las acciones violentas, la crisis brasileña llega a su punto de inflexión, con la izquierda a la ofensiva, ocupando las calles, movilizando a un amplio espectro de entidades civiles – de universidades a asociaciones de artistas, de religiosos a movimientos hip-hop -, que demuestran cómo la izquierda ha madurado y se ha fortalecido a lo largo de la crisis.

De la consigna “Fuera Dilma”, con la que la derecha llegó a movilizar a amplios sectores de clase media derechizada, se ha pasado al “No habrá golpe/habrá lucha”, que ahora domina en todas las calles del país.

Si ganara la derecha, se instauraría simplemente en Brasil el proceso de deconstrucción del Estado, de las políticas sociales, de Petrobras y del Pre-sal, de la política exterior soberana que actualmente tiene este país. Se sumaría a Argentina como un gran polo de restauración conservadora, pero al igual que en aquel país, con un fuertísimo movimiento popular organizado y movilizado para resistir a ese proceso. Brasil no se volvería más estable que actualmente sino todo lo contrario. Nadie puede imaginar lo que sería un gobierno nacido de un golpe blanco hoy en Brasil.

Pero en el caso de que la derecha resulte derrotada, lo cual puede darse este mes, por incapacidad para conseguir los dos tercios de los votos que necesita en la Cámara de Diputados para el ‘impeachment’ contra Dilma, la izquierda tendría una nueva y gran posibilidad de imponer una salida progresista a la crisis brasileña, porque el país ha cambiado.

Tanto los partidos de la derecha, el PSDB y el PMDB, como los grandes medios de comunicación se lo han jugado todo para tumbar al gobierno. Si no lo logran, los dos partidos tradicionales prácticamente desaparecerán como fuerzas políticas, desprestigiados, sin candidatos y sin propuestas.

Lula, por su parte, reapareció con toda la fuerza, con el gran mitin del 18 de marzo en Sao Paulo y con viajes por todo el país. Este sábado ha participado en un mitin en Fortaleza, en el nordeste de Brasil, región en la que cuenta con el mayor apoyo, como inicio de otras manifestaciones, con las que intenta recuperar el respaldo al gobierno y promover las tesis de la izquierda para la crisis brasileña.

Lula a la vez ya ha empezado a actuar como coordinador político del Gobierno, dirigiendo una reforma ministerial para la próxima semana. Actuará directamente como Ministro de la Casa Civil, si el Supremo Tribunal de Justicia decide a favor de su petición, o como simple asesor político de Dilma, lo cual sólo cambiaría formalmente su lugar central en el Gobierno.

La crisis demuestra sobradamente además el agotamiento del sistema político, que permite la proliferación de partidos, que viven de su comercialización, así como de un Congreso que se permite, entre otras aberraciones, la imposición de gastos para uso de los parlamentarios sin ningún tipo de control.

Aunque el próximo Congreso ya se elegirá sin financiación privada será necesario un gran proceso de democratización. Al igual que el poder judicial, que en esta crisis ha jugado un papel arbitrario, con decisiones que solo puede asumir un órgano sin control democrático, con jueces con mandatos eternos.

Una derrota de la derecha abre camino también para el rescate de la economía brasileña, retomando la vía del desarrollo, con distribución de rentas, expansión del mercado interno del consumo popular, con un nuevo impulso de las políticas sociales. Estas van a quedar bajo la responsabilidad de Lula dentro del Gobierno, así como los grandes proyectos de infraestructuras.

En resumen, en las próximas semanas y días Brasil decide la fisonomía que el país va a tener en toda la primera mitad del siglo XXI, con consecuencias directas para todo el continente.

La crisis ha puesto de manifiesto que el país no puede seguir como ha estado hasta ahora. La lucha política decide el camino que va a tomar Brasil.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

¿Quién diablos creó a Donald Trump?

Dom, 03/04/2016 - 13:11

Ariel Dorfman, Página 12

¿Quién diablos creó a Donald Trump?

Para explicar los orígenes de la inaudita candidatura del billonario de Nueva York a la presidencia, muchos políticos y expertos han recurrido persistentemente a Frankenstein, uno de los mitos vertebrales de la modernidad, la historia de un monstruo colosal que se rebela contra el científico que lo forjó. Estos observadores señalan la atmósfera tóxica engendrada por los republicanos a lo largo de varias décadas, Trump como la encarnación extrema de fuerzas que han atizado las llamas del miedo, el racismo y la xenofobia, un monstruo espurio al que es imposible ahora controlar.

Esta fórmula fácil, esta ecuación que compara a Trump con el Monstruo y su Partido con el Hacedor, por irrefutable que sea, no nos ayuda, sin embargo, a resolver el problema más urgente de cómo enfrentar al beligerante billonario y detener su catastrófica carrera a la Casa Blanca.

Para ello, necesitaríamos acudir a la novela Frankenstein, concebida hace dos siglos en el lúgubre verano de 1816 por una joven llamada Mary Shelley, una lectura que nos permitiría ir más allá de la simplificación a que su compleja y esclarecida fábula se ha visto reducida por la cultura popular.

Admito haber sucumbido, de niño, a los placeres de esa simplificación.

Conocí por primera vez al monstruo en 1949 a través de la película Abbott y Costello Contra los Fantasmas. Tenía siete años y recuerdo que me aferré a la mano de mi mamá durante todo el trayecto de vuelta del cine, en Manhattan, a nuestro hogar en el barrio de Queens, donde vivía también Donald Trump, que recién había cumplido los tres años. Me imagino que Trump hubiera noqueado al gigante cadavérico de un puñete en plena cara, para citar una de las fanfarronadas que profiere contra quienes protestan por sus mítines, pero confieso que yo temblaba de miedo. Aunque a la vez fascinado, decidido a vencer mi aprehensión con visitas a sus múltiples avatares, desde Frankenstein, aquella versión fílmica de James Whale, hasta La Novia de Frankenstein y El Hijo de Frankenstein e incluso El Fantasma de Frankenstein, donde Lon Chaney reemplazó al perpetuo Boris Karloff.

A mi madre no le importó acompañarme a todos esos espectáculos, siempre que le prometiera que leería en el futuro la novela original, donde iba a descubrir que Frankenstein, según ella explicitó, “no es el monstruo sino el genio arrogante que lo diseñó. Y eso te va a plantear dudas que no van a ser de fácil resolución”. Y, de hecho, al beber de esa fuente en mi tardía adolescencia, me atormentó una pregunta que debe haber rondado a Mary Shelley cuando, pasando sus vacaciones en una mansión suiza, junto a Lord Byron y su futuro marido, Percy Bysshe Shelley, comenzó a escribir Frankenstein: ¿quién es el verdadero monstruo, el engendro deforme que, contra su voluntad, cobra vida, o su creador excesivamente ambicioso?

Volver a plantear hoy esa pregunta angustiosa nos permite profundizar en lo que es de veras aterrador en la insurgencia de Trump: el hecho de que legiones de ciudadanos voten a un hombre que se nutre del miedo y se solaza con la tortura y las deportaciones masivas. Sin esas multitudes perturbadas que proyectan sobre él sus incertidumbres, pesadillas y deseos, Trump no existiría. ¿No son los verdaderos monstruos los hombres y mujeres encantados por su carisma y beligerancia, su incesante celebración de la avaricia y el machismo?

La tentación de construir una inmensa muralla en torno de esos contrincantes, alejarlos de nuestra vida y de nuestra vista, es a menudo avasalladora. Con más razón hay que tener cuidado de no imitar a los seguidores de Trump, degradando y demonizándolos como si fuesen una horda invasora y maligna.

Es precisamente esta deshumanización del Otro lo que la novela de Mary Shelley critica. Aunque la mayoría de las versiones fílmicas enmudecen al monstruo, en el libro él posee un alma frágil y desesperanzada, capaz de articular su soledad, exigiendo que no lo juzguemos por su exterior deforme. ¿Estoy delirando, siendo demasiado cándido, si sugiero que lo que debemos sentir ante los adherentes de Trump es más bien pena y compasión? Dejando de lado los violentos e irredimibles fanáticos neonazis que ocupan los márgenes del movimiento, ¿acaso la inmensa mayoría de los que votan a Trump no residen en una desolación existencial que se sintetiza en el epígrafe del Paraíso Perdido de Milton que se cita en la primera página de Frankenstein, invocación de Adán al Dios que lo labró: “¿Te solicité/ Que de la oscuridad me promovieses?”

Es posible que sus huestes hayan creado a Trump y alentado su revuelta, pero ¿qué Dios inmisericorde los promovió desde la oscuridad, los hizo sentirse tan desamparados e indefensos, tan rabiosos y agobiados por la crisis económica, que necesitan encumbrar a un demagogo que apela a sus instintos más viles y utiliza la tristeza y la inseguridad ajenas para incrementar su poder?

Aunque Trump termine finalmente derrotado, esos ciudadanos confusos van a permanecer vastamente entre nosotros. Constituyen el verdadero desafío. Si la zona más oscura de la historia norteamericana les dio origen, estimulando su anhelo de un Superman como Trump que los salvara, tendría que ser entonces la parte más luminosa de esa América la que debería, después de mirarse intensamente en el espejo, responder a la frustración de aquellos iracundos, convencerlos de que dejen de conjurar falsos demonios desde el abismo y empiecen a pelear contra los demonios tanto más tangibles de la guerra, la pobreza, el racismo, la desigualdad de género y el cataclismo ecológico que nos amenaza a todos por igual, los verdaderos terrores y monstruos que únicamente es posible vencer lado a lado.

Solo si hallamos un modo de despojar a esos seguidores de Trump de sus quimeras y su recelo, hallar un modo de que se les incluya en la solución a los dilemas de nuestro tiempo, solo en ese caso podrán tornarse maravillosamente proféticas las últimas palabras de Mary Shelley en su novela, cuando se despide del Monstruo y de lo que hay de monstruoso en todos nosotros: “Pronto fue llevado lejos por las olas, y se perdió en la oscuridad y la distancia”.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

La corrupción a escala global: cómo una empresa sobornó al mundo

Sáb, 02/04/2016 - 19:00

La empresa Unaoil, dirigida por la familia Ahsani de Mónaco, durante las últimas dos décadas ha corrompido sistemáticamente el mercado petrolero mundial a través de millones de dólares distribuidos en sobornos a decenas de empresas gigantes de EE.UU., Alemania, Australia, el Reino Unido, Italia y Corea del Sur, junto a una larga lista de burócratas y políticos, según la revelación publicada por Fairfax Media y 'The Huffington Post'.

Los periodistas de investigación afirman que, a pesar de que Unaoil no es conocida como una de las compañías más grandes del mundo, su actividad encubierta fue decisiva para conseguir muchos de los acuerdos millonarios en el sector petrolero de países como Libia, Irak, Irán, Siria, Yemen y Emiratos Árabes Unidos.

Unaoil principalmente representa servicios de mediadores secretos entre las grandes empresas occidentales y las petroleras estatales en Oriente Medio, afectadas por la denominada 'primavera árabe'. La red internacional de agentes de Unaoil, que 'regó' miles de millones de dólares en sobornos, fue investigada a través de cientos de llamadas telefónicas y reuniones clandestinas.

La familia Ahsani corrompió a dos ministros de Petróleo iraquíes, un mediador sirio, altos funcionarios de Muammar Gaddafi en Libia, altos cargos del sector petrolero de Irán, funcionarios poderosos de los Emiratos Árabes Unidos y un negociador de Kuwait.

La empresa Unaoil, con sede en el Principado de Mónaco, es una sociedad anónima registrada en las Islas Vírgenes británicas. Según 'The Huffington Post', Unaoil afirma ofrecer "soluciones industriales para el sector energético en Oriente Medio, Asia Central y África". Fue fundada en 1991 por Ata Ahsani, millonario que dejó el país después de la revolución de 1979.

Ata Ahsani dijo a Fairfax Media que el trabajo de su empresa es muy simple: "Lo que hacemos es integrar la tecnología occidental con las capacidades locales". Dos hijos de Ata Ashani, Cyrus y Saman, están profundamente involucrados en las operaciones de la empresa de manera permanente.

Entre 2002 y 2012, la empresa Unaoil repartió la industria petrolera de Oriente Medio para el beneficio de las empresas occidentales. El sector petrolero de Irak, destruido por la campaña militar de EE.UU., fue sobornado por Unaoil, que ayudó a las multinacionales a tomar el control sobre los recursos naturales del pueblo iraquí.

Entre las compañías implicadas en la red de corrupción creada por los Ahsani se encuentran Rolls Royce y Petrofac del Reino Unido; las empresas estadounidenses FMC Technologies, Cameron y Weatherford; el gigante italiano Eni y Saipem; las empresas alemanas MAN Turbo y Siemens; la firma neerlandesa SBM Offshore; y el gigante indio Larsen & Toubro. También hay empresas gigantes como Samsung, Hyundai, Halliburton y Leighton Holdings.

La revelación señala también que Unaoil tiene un enjambre de agentes entre los empleados de alto nivel de la empresa española Técnicas Reunidas, la francesa Technip y el gigante de perforación MI-SWACO. Estos mediadores no solo sobornaban a estas compañías, sino que cobraron sus propias comisiones ilegales.

El gigante estadounidense del sector militar Honeywell y la australiana Leighton Offshore acordaron con Unaoil ocultar los sobornos dentro de contratos fraudulentos en Irak. Un gestor de Rolls Royce, por su parte, negoció un pago mensual para la filtración de información desde el interior de la firma británica con destino a la familia Ahsani.
_______
Tomado de RT Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

El revanchismo conservador amenaza a América Latina

Sáb, 02/04/2016 - 14:30
Emir Sader, La Jornada

Hablábamos de restauración conservadora, pero la expresión es un tanto fría para designar el proceso real con que la derecha latinoamericana amenaza a nuestros países. No se trata de un proceso frío de sustitución de un modelo económico por otro, porque detrás de ese cambio hay unos profundos en las relaciones de clase, con sentimientos y rencores.

Los gobiernos progresistas de América Latina cometieron el pecado de lesionar intereses de las élites dominantes. En Brasil, el editor jefe de O Globo –un tal Alí Kamel– alcanzó a escribir un libro para acusar a los que han adoptado la política de cuotas para negros en las universidades públicas de haber introducido (sic) el racismo en Brasil. Los negros estaban quietos, según él, a lo mejor resignados por su condición, en un país conocido por su democracia racial, por una miscegenación consentida, cuando la política de cuotas despertó en ellos sentimientos malos. El libro se llama No somos racistas y acusa a los que han impulsado políticas de cuotas de haber metido el racismo en Brasil.

Sentimientos similares se mantuvieron en sectores de las élites tradicionales cuando vieron que sus privilegios dejaban de serlo para volverse derechos de todos. Sectores de clase media no quieren derechos, prefieren privilegios, que los incluyan solamente a ellos.

Los gobiernos progresistas han promovido los derechos de la gran masa que siempre había estado rezagada, discriminada, excluida. Es una experiencia inolvidable para ellos y traumática para los que los querían siempre abajo. Se fueron acumulando rencores, conforme esa masa fue eligiendo y religiendo los gobiernos que atendían sus reivindicaciones.

Ahora, cuando la derecha ve posibilidades de retornar al gobierno –vía elecciones, como en Argentina, o con alguna forma de golpe blanco, como en Brasil y en Venezuela–, sus designios se van volviendo claros. No se trata solamente de adecuaciones económicas, sino de virajes fundamentales hacia economías de mercado, abiertas al libre comercio, de vuelta a estados mínimos y a recortes duros de empleos y de los derechos sociales de la gran mayoría.

Se trata de una verdadera revancha social, porque las correlaciones de fuerza entre las clases han cambiado mucho, en favor de las capas populares. Las élites y la derecha no perdonan haber cedido espacios para los derechos de la masa de la población. Macri ataca directamente las políticas sociales del gobierno de Cristina Fernández, con el pretexto de equilibrar las finanzas públicas y combatir la inflación.

En Brasil, el programa esbozado por los políticos más corruptos del país –Michel Temer, Eduardo Cunha, Renan Calheiros, vicepresidente y presidentes de la Cámara y del Senado, respectivamente, todos del PMDB– representaría un durísimo ajuste fiscal, con recortes sustanciales en las políticas sociales introducidas por el gobierno Lula y profundizadas por el gobierno de Dilma Rousseff. Además del ataque entreguista a Petrobras y al Presal.

Hablar simplemente de restauración parece algo plácido respecto de la violencia del contenido social de las medidas que buscan poner en práctica, así como de la represión que necesariamente las acompaña.

La lucha por la defensa de la democracia y de los gobiernos progresistas no es así solamente una guerra política y electoral. Es una inmensa batalla social, de defensa de la gran masa de la población, cuyos derechos están en juego bajo la feroz revancha de clases que la derecha lleva a cabo para recobrar el poder.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Cómo China obtiene beneficios de una moneda débil y fuerte al mismo tiempo

Sáb, 02/04/2016 - 10:10

La política del tipo de cambio emprendida por el Banco Popular de China ha ayudado para que el yuan haya repuntado respecto al dólar en marzo, pero al mismo tiempo ha permitido que caiga a su nivel más bajo en 16 meses ante el comercio ponderado de la canasta de monedas (conjunto de divisas de diferentes países). Sin embargo, Pekín está sacando provecho de las dos situaciones, informa la agencia Bloomberg.

El fortalecimiento del yuan frente al dólar ayudará a frenar la salida de capital e incrementará la reserva de divisas del gigante asiático, que cayeron el año pasado por primera vez, según Credit Suisse Group AG. Mientras que su declive frente a la canasta de monedas favorecerá sus exportaciones, señala ABN Amro Bank NV.

Pero la estrategia de tipos de cambio emprendidas por Pekín, tiene secuelas más allá de sus fronteras. Mantener la competitividad con sus socios comerciales reduce el riesgo de que la nación tenga que sufrir una nueva devaluación como la que sacudió a los mercados globales en agosto pasado y contribuyó a la pérdida de más de 8 billones de dólares de las reservas globales en las primeras seis semanas del 2016.

La segunda mayor economía del mundo podría ser el mayor triunfador de una distensión en las devaluaciones competitivas conocidas como 'guerras de divisas'. El Banco Popular de China está siendo ayudado por señales de que las autoridades monetarias de Europa y Japón no ampliarán sus programas de estímulo monetario. También se beneficia de una Reserva Federal de EE.UU. menos agresiva que limita las ganancias del dólar.

Este jueves la moneda china experimentó un alza y se cotizaba a 6,4490 yuanes por dólar, su nivel más alto este año, mientras que la moneda extraterritorial ('offshore') subió un 1,62% desde diciembre, en su mejor desempeño trimestral desde el año 2011.

El Banco Popular de China ha señalado que Pekín ampliará el uso de la canasta de monedas de divisas de reserva del Fondo Monetario Internacional en su economía. Señaló que utilizará dentro de poco tanto el dólar como los Derechos Especiales de Giro cuando informe de las reservas de divisas que tiene el país. Por otro lado, también se comprometió a mantener el yuan estable frente a otras monedas de reserva mundial.

"Una política de la depreciación dirigida contra la cesta sería completamente apropiada desde el punto de vista de la política monetaria, dado el imperativo para aliviar las condiciones financieras globales", comentaron responsables de BNP Paribas SA, que además agregaron que "también se justifica plenamente desde el punto de vista de la competitividad".

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

La nueva derecha en Brasil

Ven, 01/04/2016 - 14:54
Raúl Zibechi, La Jornada

La hegemonía en las calles brasileñas pertenece hoy a la derecha, por primera vez en 50 años. Poco antes del golpe de Estado de marzo de 1964, la derecha protagonizaba grandes manifestaciones contra el presidente progresista João Goulart, como la Marcha de la Familia con Dios por la Libertad en São Paulo, que congregó a cerca de 300 mil personas (http://goo.gl/J3wE1).

Bajo la dictadura la izquierda ganó las calles. A contrapelo, impuso modos de protesta, símbolos y discursos que sentaron su hegemonía hasta el 20 de junio de 2013. Ese día comenzó la llamada Revuelta de los Coxinhas (término peyorativo para referirse a varones blancos de clase media alta, engreídos, pitucos en lenguaje rioplatense).

Lo que sucedió aquella noche en las principales ciudades del país aún no ha sido dilucidado, pero lo cierto es que aprovechando manifestaciones masivas del Movimento Passe Livre (MPL) contra el aumento de las tarifas del transporte urbano, decenas de miles de coxinhas con la bandera de Brasil y los colores verdeamarelo desembarcaron en las marchas, agredieron y expulsaron a quienes portaban símbolos de izquierda y tomaron el control de las manifestaciones.

No es la simple reproducción de la vieja derecha católica y militarista que apoyó el golpe de 1964. Es una nueva derecha: sin partido, de clase media alta (con ingresos de más de cinco salarios mínimos), apoyada por empresarios industriales mientras el agrobusiness está en el gobierno; que acepta el aborto, el matrimonio igualitario, la despenalización de la mariguana y la gratuidad de los servicios públicos (http://goo.gl/AMSH3n). Pero se opone a las cuotas para estudiantes negros en las universidades y cree que Bolsa Familia la perjudica.

Es un error pensar que actúan digitados por los medios, como si fueran autómatas. Lo que no quiere decir que los medios estén al margen de la actual coyuntura brasileña. Es una derecha militante, que tiene estrategia y organizaciones propias, laica, politizada, formada en universidades privadas y públicas.

La primera acción de calle fue convocada por el Movimiento Cívico por el Derecho de los Brasileños, más conocido como Cansei (me cansé), el 17 de agosto de 2007, a la que asistieron 5 mil personas cuando aún latía el mensalão, el primer escándalo de corrupción que sacudió al gobierno del PT desde 2005. Las crónicas de prensa ironizaban sobre las marcas exclusivas de ropa que lucían los manifestantes, quienes fueron rechazados por los más importantes dirigentes del socialdemócrata PSDB, entre ellos el ex presidente Fernando Henrique Cardoso (http://goo.gl/pBvtHR).

Pese a la fugacidad del movimiento, nació un patrón de acción que luego se repite: gritos de fuera Lula, participación de actrices y actores populares de telenovelas, apoyo de la Federación de Industrias de São Paulo (FIESP) y de la Orden de Abogados de Brasil (OAB), y expulsión de personas que portaban banderas del PSDB porque se definen como anti-partidos.

Pero lo decisivo fue lo sucedido entre 2007 y 2013, aunque es poco atendido por los medios y los analistas. La nueva derecha creció en los centros de estudiantes de universidades públicas que eran bastiones de la izquierda. El caso más significativo sucedió en la Universidad Nacional de Brasilia (UNB).

En 2009 se creó el grupo Alianza por la Libertad, autodefinido como liberal, que ganó la dirección del centro de estudiantes en 2011 con 22 por ciento de los votos, ante la fragmentación de las izquierdas. Fue relegida por cuarta vez en 2015, con 60 por ciento de los votos, desplazando a las agrupaciones del movimiento estudiantil. La UNB había protagonizado luchas muy importantes como la ocupación de la rectoría en 2008, exigiendo la renuncia del rector denunciado por corrupción.

Alianza por la Libertad, vinculada al grupo Estudiantes por la Libertad (financiado por fundaciones neoliberales y anticomunistas de Estados Unidos) y al Instituto Liberal, se concentró en temas cotidianos de los estudiantes, como la limpieza de los baños y la seguridad en el campus. Mientras el movimiento estudiantil planteaba sus demandas en términos generales, la derecha buscaba soluciones concretas muy elementales. Sus principales apoyos estaban en las facultades de ingeniería, derecho y economía.

En esos años la derecha ganó otras universidades estatales como Minas Gerais y Rio Grande do Sul, y creció en otras, siempre rechazando la política partidaria, acusando a los militantes de izquierda de buscar cargos de confianza. Sus cuadros se formaban en institutos y organizaban agrupaciones de nuevo tipo.

En paralelo, se expandieron las marchas contra la corrupción. En 2011 hubo marchas en 25 ciudades, siendo la de Brasilia la más numerosa con 20 mil personas con el apoyo de la OAB. Los manifestantes llevaban banderas brasileñas y cantaron el himno nacional, lo que indica que un movimiento legítimo fue cooptado por la derecha más militante (http://goo.gl/CtLMyI).

La hipótesis es que antes de la explosión de junio de 2013 la nueva derecha ya era una fuerza social y tenía experiencia en la conducción de masas, justo cuando la militancia de izquierda abandonaba la calle y se volcaba hacia el Estado. La nueva derecha creó una cultura de protesta en la calle, lo que le permitió reconducir las marchas hacia sus objetivos. Sobre la base de esas experiencias, en 2014 nacen los grupos que hoy convocan millones: Movimento Brasil Livre, Vem Pra Rua y Revoltados On Line.

¿Por qué las izquierdas no han sido capaces de entender este avance de una nueva derecha y todo lo atribuyen a los medios? Una respuesta, provisoria, es que no se comprende la realidad desde las instituciones sino desde la calle. La página passapalavra.info fue la primera en advertir lo que se venía, la misma noche del 20 de junio, al igual que ex miembros del MPL, como el antropólogo Paíque Duques Santarém y el filósofo Pablo Ortellado. Esta nueva derecha no puede combatirse con argumentos ideológicos, sino en la disputa viva de la vida cotidiana.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

El sesgo de ‘La Sexta Noche’ y de sus economistas

Ven, 01/04/2016 - 09:01

Vicenç Navarro, Público

El lector me tendrá que permitir que antes de centrarme en el tema señalado en el título –el sesgo de los economistas invitados a tal programa de televisión- haga comentarios sobre el programa La Sexta Noche, que ejemplifica, por desgracia, lo que en España se conoce como “debate político”. En realidad, de debate el programa tiene muy poco. Lo que hay es, con abusiva frecuencia, un intercambio de insultos, interrupciones, gritos y, sobre todo, muy mala educación, promovida, en general, por los tertulianos de derechas (cuyos homólogos en el panorama europeo serían más bien próximos a la ultraderecha), y que, en general, ni siquiera dejan hablar a los tertulianos de izquierdas. Si bien es cierto que estos últimos –contaminados o provocados por los anteriores- también contribuyen al griterío, el hecho es que es fácil de ver que son los tertulianos de derechas los que expresan mayor falta de educación, grosería, manipulación, mentiras y escasísimo rigor, mostrando claramente su escasísima cultura democrática.

Me resisto a creer que no haya en España otros periodistas o políticos de derechas que sean mejores que los que aparecen en tal mal llamado “debate”. En ningún otro país en el que he vivido he visto una imagen más deprimente de lo que se quiere dignificar bajo tal nombre. Ni siquiera en la Fox de EEUU. Mírenlo y compárenlo, y lo verán. Y no es solo el sesgo tan marcado que hay en la selección de tertulianos (los únicos que aparecen durante toda la noche son los eternos Eduardo Inda y Francisco Marhuenda), sino también las malas maneras, la falta de respeto y la imposibilidad de argumentar, que alcanzan niveles auténticamente desagradables, incluso para el televidente. Da una imagen muy pobre de la cultura política y mediática del país.

La sección económica de tal programa Esta sección del programa La Sexta Noche aparece en la última parte del programa, que, por regla general, se emite ya casi a la 1 de la madrugada. La gran mayoría, por no decir la totalidad de los expertos economistas son economistas de tendencia liberal, bien ultraliberales o socioliberales, como fue el caso, en uno de los últimos sábados, el 19 de marzo, del Sr. José Carlos Díez, que además de ser el gurú económico de La Sexta, lo es también de El País. Es, a su vez, próximo a la dirección del PSOE, habiendo sido uno de los defensores de las políticas del gobierno Zapatero en su respuesta a la crisis.

Las limitaciones de esta escasa diversidad aparecieron aquel sábado, cuando se discutió un tema de gran importancia y urgencia: la pobreza y las desigualdades en España. En este programa, el Sr. José Carlos Díez presentó la elevada pobreza en España (de las más altas en la UE-15, el grupo de países de semejante nivel de desarrollo al de España en la UE), sin apenas tocar, sin embargo, las desigualdades (también de las más elevadas de la UE-15). El mayor énfasis del Sr. José Carlos Díez fue mostrar el gran crecimiento de la pobreza durante el gobierno del PP (lo cual causó una interrupción constante por parte de Inda y Marhuenda, que casi no le dejaron hablar). Pero apenas abordó las soluciones, y solo señaló la necesidad de mayores programas de formación profesional a los parados y mayor sensibilidad hacia las madres solteras, que concentran la mayor pobreza.

Ahora bien, aun cuando estas intervenciones son necesarias, son dramáticamente insuficientes para disminuir la pobreza y reducir las desigualdades en España. Lo que el Sr. José Carlos Díez ignoró es que se requieren cambios mucho más sustanciales y profundos de los que él sugería, en dirección opuesta a los que la sabiduría convencional, de claro corte neoliberal, reproducida por la Troika, propone, y que él, por cierto, apoyó durante estos años de la Gran Recesión. El Sr. José Carlos Díez ha estado asesorando al PSOE, a El País y a La Sexta (que le ofrecen grandes cajas de resonancia) y ha estado atacando (a través de estas mismas cajas de resonancia) las propuestas de partidos progresistas como Podemos e IU, que implican una reversión de las políticas que han causado el gran ascenso de la pobreza y de las desigualdades y que ya se iniciaron durante el gobierno Zapatero, en su respuesta a la crisis.

Lo que no se vio en La Sexta Noche: qué debería hacerse para eliminar la pobreza La pobreza en España está causada predominantemente por el elevado desempleo, la escasa ocupación y la baja producción de puestos de trabajo bien remunerados y en condiciones de estabilidad. En realidad, las políticas de austeridad y reducción salarial que han ido imponiendo el gobierno Zapatero primero y el gobierno Rajoy más tarde, han empeorado la crisis y retrasado enormemente la recuperación económica.

Y la pregunta que debe hacerse es: ¿por qué se producen tan pocos puestos de trabajo? Y la respuesta es, que, en gran parte, ello es consecuencia de que la demanda de productos y servicios es muy baja, el mayor problema que tiene el mundo empresarial. El lector se preguntará: ¿y cómo se puede aumentar la demanda? Y la respuesta no es nada difícil de ver, aun cuando seguramente no la leerán tampoco en los medios ni la verán en La Sexta Noche o en la televisión: revertir las políticas de austeridad y eliminar las reformas laborales, que han reducido sustancialmente los salarios, con un aumento mucho más notable del salario mínimo del que está proponiendo ahora el Sr. Díez.

Otra medida sería estimular la creación de empleo mediante una gran inversión pública en varios sectores de la infraestructura social y física del país. Un ejemplo de ello sería la creación de empleo en el escasamente desarrollado Estado del Bienestar. Si España tuviera el mismo número de adultos trabajando en sanidad, educación, servicios sociales, escuelas de infancia, servicios domiciliarios, vivienda social y prevención de la exclusión social que tiene Suecia (alrededor de 1 de cada 4, en lugar de 1 de cada 10, que es la tasa de España), España tendría unos 3,5 millones más de puestos de trabajo. Si, además, invirtiera en reconvertir la infraestructura energética hacia las fuentes renovables, se podrían crear fácilmente 400.000 puestos de trabajo. Y así un largo etcétera.

Otra forma de crear empleo es disminuyendo el tiempo de trabajo, bajando el número de horas de trabajo a 35 horas semanales y repartiendo el tiempo de trabajo, tal como se ha hecho en Alemania, una de las causas de su bajo desempleo.

Y aquellas personas que no pudieran trabajar tendrían que poder acceder a una renta garantizada que les permitiera tener un nivel de vida digno, tal como ocurre en los países del norte de Europa.

La predecible respuesta que economistas como el Sr. Díez dan a estas propuestas es que son utópicas e irrealizables. Constantemente se acentúa que el Estado no tiene tales recursos. Pero ello no es cierto. El país es suficientemente rico para pagar tales propuestas. El dinero existe. Lo que ocurre es que el Estado no lo recoge, o el Estado está sujeto a unas reglas a todas luces erróneas (como el infame artículo 135 de la Constitución, o el Tratado de Maastricht), que establecen un orden de prioridades que dan mayor peso a pagar a los bancos los intereses de la deuda pública que a invertir en las escuelas, o a estar forzados a tener unos niveles de déficit público arbitrarios e innecesariamente constrictivos.

La realidad es que si las rentas del capital se gravaran en España al mismo nivel que las rentas del trabajo, si además no se permitiera la utilización de paraísos fiscales y si se consiguiera, en su lugar, eliminar el fraude fiscal de las grandes familias, de la banca y de las empresas que facturan más de 150 millones de euros al año, se podrían obtener fácilmente más de 80.000 millones de euros más de los que el Estado recibe.

Es más, el BCE debería prestar dinero a los Estados directamente a los mismos intereses que a la banca privada, a fin de financiar tales inversiones públicas, financiación que debería realizarse a través de bancas públicas. En realidad, el Estado ya podría hacerlo. Y si no lo hace es porque está sujeto a una excesiva influencia de las mismas fuerzas financieras y económicas que han estado presionando a favor de las políticas neoliberales que han beneficiado sus intereses a costa de los intereses de la mayoría. Así de claro.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

La hidra mundial: 28 bancos dominan la economía mundial

Ven, 01/04/2016 - 07:00
A casi ocho años de la crisis financiera y en medio de un estancamiento global, el mundo sigue dominado por 28 grandes bancos internacionales, en su mayoría norteamericanos, bautizados por algunos de sus críticos más acérrimos como “la hidra mundial”.

Estas entidades manejan las grandes variables económicas globales, imponen condiciones a gobiernos democráticos y, en busca de ganancias rápidas y estratosféricas, apuestan en una ruleta cada vez más vertiginosa que puede volver a estallar en cualquier momento.

François Morin, autor del libro publicado ‘La hidra mundial, el oligopolio bancario’, dice que “los Estados son a la vez rehenes de la hidra bancaria y están disciplinados por ésta. La crisis de 2007-2008 prueba este poder”, afirma.

“Los grandes bancos detentaban los productos tóxicos responsables de la crisis pero, en vez de reestructurar los bancos, los Estados terminaron asumiendo sus obligaciones y la deuda privada se transformó en deuda pública”, señala Morin.

Según Oscar Ugarteche, economista de la UNAM de México y autor de ‘La gran mutación’, que estudia este nuevo sistema financiero mundial, con este nivel de concentración del poder financiero hay “todas las posibilidades” de repetición de una crisis como la del 2007-2008, señaló a BBC.

De los 28 bancos hay 8 norteamericanos (JP Morgan Chase, Bank of America, Citigroup, Morgan Stanley, Goldman Sachs, Bank of New York Mellon, State Street y Wells Fargo), 4 franceses (Groupe Crédit Agricole, BNP Paribas, Société Générale y BPCE), 3 japoneses (Mitsubishi Ufjfg, Mizuho FG y Sumitomo Mitsui FG), 2 chinos (HSBC y Bank of China), 2 ingleses (Barclays PLC y Standart Chartered), 2 españoles (Santander y BBVA), 2 suizos (UBS y Crédit Suisse), 1 alemán (Deutsches Bank), 1 escocés (Royal Bank of Scotland), 1 holandés (ING Bank), 1 italiano (Unicrédit Group) y 1 sueco (Nordea) ¿Qué hacen estos bancos para dominar el mundo? En una información recogida de BBC, los 28 bancos detentan recursos superiores a los de la deuda pública de 200 Estados del planeta. Mientras que estas entidades tienen activos por 50.341 billones de dólares, la deuda pública mundial asciende a 48.957 billones de dólares. Hay cientos de miles de bancos en todo el mundo, pero estas 28 entidades concentran el 90% de los activos financieros.

El sistema clásico de emisión monetaria es el de una Casa de la Moneda que imprime los billetes que necesita un Banco Central situado en el centro de la escena financiera.

Pero hoy el 90% de la moneda es creada por estos 28 bancos: solo el 10% es responsabilidad de los bancos centrales. El paso del dinero físico al dinero crediticio está cambiando esta ecuación.

Si antes la expansión de dinero guardaba cierta proporción con el nivel de reserva monetaria de un país, hoy en día ese límite ha perdido relevancia. En este marco de total flexibilización crediticia, la Consultora Global Mc Kinsey estima que la deuda total -es decir la suma de deuda pública, privada e individual – creció en más de 57 billones de dólares en los últimos siete años y hoy roza los 200 billones de dólares, unas tres veces el PIB mundial.

El mercado cambiario es uno de los más grandes del mundo: 6.000 millones de dólares diarios. Cinco de los 28 bancos controlan el 51% de ese mercado. El tipo de cambio se maneja en Estados Unidos y el Reino Unido, es decir, no sólo depende de las variables económicas de un país.

Con su potencial financiero, estas 28 entidades tienen una gravitación fundamental sobre las tasas de interés. Dado el estratosférico nivel de circulación diario de activos financieros y deuda, cualquier variación de la tasa de interés mueve automáticamente enormes cantidades de dinero.

La investigación que iniciaron en 2012 Estados Unidos, Gran Bretaña y la Comisión Europea mostró cómo este nivel de concentración de los bancos termina en manipulación del mercado. Según la investigación, 11 de los 28 (Bank of America, BNP-Paribas, Barclays, Citigroup, Crédit Suisse, Deutsche Bank, Goldman Sachs, HSBC, JP Morgan Chase, Royal Bank of Scotland, UBS) se comportaron como “entidades o bandas organizadas” para manipular las tasas de interés Libor.

El Libor se acuerda diariamente en el mercado de Londres, determina la tasa a la que prestan los bancos y tiene un impacto directo en el mercado de derivados y en lo que pagan consumidores y productores por sus préstamos. La mitad de los 28 bancos producen derivados por 710.000 millones de dólares, es decir, el equivalente a diez veces el PIB mundial.

Una mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización

Sobornos por doquier: la corrupción domina la industria petrolera mundial

Xov, 31/03/2016 - 15:22


Una familia asentada en Mónaco es la clave para entender hasta qué punto la corrupción marca el funcionamiento de mercado petrolífero a nivel global. Así lo revela un informe realizado de forma conjunta por The Huffington Post en EEUU y el grupo australiano Fairfax Media, y que apunta directamente a la forma de entender la responsabilidad social corporativa de empresas como Rolls-Royce, Samsung, Hyundai o Leighton Holdings (hoy CIMIC).

El eje de esta investigación es Unaoil, una pequeña empresa propiedad del clan Ahsani, originado en Irán a la sombra de la dictadura del Sha y que, según las citadas informaciones se dedica a sobornar a las personas clave en los países productores de crudo, para asegurarse de que sus clientes en las naciones más desarrolladas consiguen los millonarios contratos que sus accionistas demandan.

Partiendo de mensajes filtrados por una fuente anónima, el informe periodístico asegura tener datos confidenciales que explican a la perfección el papel jugado por la familia Ahsani en el tablero global del crudo entre 2002 y 2012.

Para que esta cadena que engrasa la producción de petróleo mundial funcione, los Ahsani contactan -entre otros- con personajes como dos ministros de Irak, un conseguidor vinculado a Bashar al-Assad en Siria, mandatarios cercanos a Gaddafi en Libia, altos cargos del régimen iraní, funcionarios de Emiratos Árabes Unidos y un misterioso operador kuwaití al que califican en sus comunicaciones internas como "el gran queso".

Más cerca de la manguera con la que llenamos el depósito están las compañías que se encargan de ejecutar las obras de construcción de instalaciones petrolíferas, todas ellas en los países consumidores: Siemens y MAN en Alemania, Eni y Saipem en talia, Rolls-Royce y Petrofac en Reino Unido, Leighton Holdings (filial de ACS) en Australia... Todas ellas forman parte de lo que los medios australiano y estadounidense califican como "corrupción seria y calculada".

"Los archivos que se han filtrado muestran que algunas de las personas que trabajan para esas empresas pensaban que estaban contratando a un lobista, y otros que sabían o sospechaban que estaban pagando sobornos simplemente miraron a otro lado. Pero algunos sabían mucho más", afirman ambos diarios.

Siempre según ese informe, "un puñado de altos responsables en empresas como la española Técnicas Reunidas, la francesa Technip y el gigante de la perforación MI-SWACO (de Schlumberger) no sólo apoyaron activamente los sobornos, sino que además se embolsaron sus propias comisiones".

Nadie parece salvarse de esta hoguera de la corrupción: "El gigante militar estadounidense Honeywell y Leighton Offshore accedieron a ocultar los sobornos dentro de los contratos en Irak, y un directivo de Rolls-Royce negoció incluson una comisión mensual a cambio de filtrar información de su propia compañía".

Sin abandonar el texto literal del reportaje, el medio australiano The Age asegura que "Estos ficheros ponen de manifiesto la traición a los ciudadanos de a pie de Oriente Medio. Despúes de que Saddam Hussein fuese derrocado, Estados Unidos declaró que el crudo del país se gestionaría en beneficio del pueblo iraquí. Hoy, en la primera parte (de tres) del informe La Factoría Mundial de los Sobornos, esa afirmación se desmonta".
______
Tomado de El EconomistaUna mirada no convencional al neoliberalismo y la globalización
Categorías: Alterglobalización