La 'relación perversa' poder-prensa amenaza la democracia

garciaMarquez.jpgLa 'relación perversa' poder-prensa amenaza la democracia

La 'relación perversa' entre el poder político y los medios de comunicación amenaza a la democracia en América Latina, advirtieron hoy varios comunicadores de la región reunidos en la ciudad mexicana de Monterrey.

Encabezados por el Premio Nobel de Literatura Gabriel García Márquez, alrededor de cien periodistas participan en el Seminario 'La búsqueda de la calidad en los medios audiovisuales y las nuevas demandas sociales en América Latina'.

El evento, organizado cada año por la Fundación para un Nuevo Periodismo Iberoamericano (FNPI), forma parte de la ceremonia de entrega de premios a los mejores trabajos de comunicadores del continente americano.

Informadores de varios países participaron hoy en la mesa 'Medios de comunicación y tormenta política' que analizó la relación de la prensa con el Estado.

Los expositores fueron el venezolano Tedoro Petkoff, el argentino Horacio Verbitsky, el boliviano Carlos Mesa, el brasileño Geraldinho Veira, el ecuatoriano Paco Velasco y el colombiano Alejandro Santos.

Analizaron cómo algunos medios de Latinoamérica han dejado su 'objetividad periodística' para pasar a ser militantes en apoyo a determinado partido político o a determinadas visiones como el neoliberalismo económico.

'Si uno no entiende la relación medios de comunicación y política no entiende cómo se mueve la democracia en América Latina', aseguró Carlos Mesa, periodista y ex presidente de Bolivia.

Agregó que los medios masivos responden ahora únicamente a los sectores poderosos y cada vez más pierden credibilidad por su 'actividad militante'.

Destacó que actualmente los grupos de interés político necesitan a los medios de comunicación no sólo para sus campañas políticas sino también para la definición de los destinos del país.

Petkoff aseguró que los gobiernos autoritarios pretenden sustituir la dictadura política por una 'dictadura mediática'.

Advirtió que el actual presidente de su país, Hugo Chávez, puede llegar a utilizar a la recién creada cadena Telesur para sus intereses políticos.

'El presidente de Venezuela llegó al poder democráticamente, pero ha advertido que pretende mantenerse en el gobierno', destacó Petkoff.

Por su parte, Verbitsky aseguró que la participación de los medios en la política no es un asunto nuevo en Latinoamérica.

'La mayoría de la prensa del continente nació a mediados del siglo XIX como parte de las luchas políticas', precisó el periodista argentino.

Destacó el caso de cómo dos medios de comunicación de su país fueron socios de la dictadura argentina en una empresa papelera.

'El general Juan Domingo Perón censuró a todos los medios de su época', recordó Verbitsky.

Comentó cómo el periódico 'El Nacional' intentó imponer políticas al actual presidente de Argentina, hecho que, dijo, fue denunciado por el propio mandatario Néstor Kirchner.

Velasco comentó la reacción del Gobierno de su país sobre una estación de radio que se convirtió en portavoz de la 'rebelión de Quito'.

Santos, por su parte, destacó la necesidad de que los medios definan sus intereses políticos sin que tengan que perder su objetividad noticiosa.

Veira dijo que la actual crisis política en Brasil provocó que los medios de comunicación fueran rebasados por la población.

Subrayó que ante el gran debate sobre la corrupción que se celebra en el Senado brasileño, 'el canal del Senado trasmite sin editar todo los debates, lo que ha provocado que de ser un canal intrascendente ahora registre una gran audiencia'.

Lo anterior, dijo Veira, provocó que la población comentara cómo cada medio edita los discursos de acuerdo con sus intereses.

'Quedó evidenciada la dificultad de los medios para ayudar a la población a diferenciar lo relevante de lo intrascendente', concluyó Veira.
 

Terra, 31/08/05