USC: Negocian un gran pacto para gobernar la USC con Barro

USC: Negocian un gran pacto para gobernar la USC con Barro
Los dos principales grupos

La posibilidad de una candidatura única entre la Plataforma Universitaria Progresista (PUP) y Universidade Aberta (UA) vuelve a estar sobre la mesa. Ayer mismo el grupo de profesorado de tendencia nacionalista presentó a la PUP una nueva propuesta que pretende agotar todas las posibilidades de pacto, apenas unos días después de dar por rotas las negociaciones al respecto y tras seis meses de un primer intento de coalición de cara a las elecciones a rector del próximo mes de mayo.

“O que podo dicir é que estamos dispostos a volver a sentarnos a falar. Estamos de acordo en que paga a pena chegar a un acordo”, reconoce Xaime Barreiro Gil, el coordinador de la PUP, el principal apoyo del rector Senén Barro, que reúne al profesorado de tendencia socialista.

Un gobierno plural

Ambas partes tratarán de cerrar el posible pacto antes de Navidad, de modo que en los próximos días se sentarán a dialogar una propuesta que, según Elías Torres, coordinador de la plataforma de la órbita nacionalista UA, se basa “nun goberno de integración real de todos, de pluralidade e transparencia” que pasa, eso sí, por “mudanzas” en ciertos aspectos de la política académica o de investigación que considera ha mantenido el gobierno de Senén Barro.

Sin embargo, UA no especifica por el momento vicerrectorados que reclamaría de cara a una candidatura conjunta. “Evidentemente queremos o equilibrio e a corresponsabilidade, pero non se trata dun xogo de subastas”, añade Torres.

Los antecedentes

El pasado mes de mayo ambos grupos ya iniciaron un acercamiento semejante que tampoco llegó a cuajar. En aquel momento UA reclamaba Organización Académica e Profesorado; Investigación o Economía; Estudantes o Cultura y uno de los dos vicerrectorados adjuntos de Lugo. Fue semanas antes de que se celebrasen las elecciones a la Xunta de Galicia, cuya nueva estructura bipartita y unificadora de socialistas y nacionalistas parecen querer reproducir en la USC sus dos grupos mayoritarios de profesorado.

Hasta ahora, Barro ha gobernado con un consello de dirección compuesto en su mayoría por miembros de la PUP, pero también con el respaldo de Converxencia Universitaria (CU), más a la derecha, y que ya había apoyado al anterior rector, Darío Villanueva, también de la PUP. Barro aseguraba el pasado 27 de noviembre en este diario su intención de no prescindir de este apoyo, argumentando que su intención es “ampliar socios, non substituílos”. Sin embargo, si llega a cuajar la alianza de PUP y UA, para muchos parece más que probable que CU pierda peso en el reparto de poder.

El Correo Gallego, 15/12/05