USC: Un nuevo equipo con el mismo rector al frente

USC: Un nuevo equipo con el mismo rector al frente
Análisis | El gobierno de la USC
Senén Barro afronta su segundo mandato con un equipo casi renovado y en el que hay cuatro docentes del campus de Lugo

Faltan poco más de dos semanas para que Senén Barro tome posesión de su cargo como rector de la Universidade de Santiago (USC) por segunda vez, repitiendo la imagen de hace cuatro años, cuando fue elegido por primera vez. Sin embargo, muchas cosas han cambiado desde aquel día de 2002, cuando la comunidad universitaria parecía dividirse entre partidarios de Barro y opositores. Esta vez, el reelegido rector afronta un mandato en apariencia más tranquilo, toda vez que en su equipo de gobierno contará con integrantes de las principales corrientes de profesorado, agrupados en las plataformas. El acuerdo alcanzado en su día por Universidade Aberta (UA), Converxencia Universitaria (CU) y la Plataforma Universitaria Progresista (PUP) del propio Barro para presentar una candidatura conjunta ha servido para ganar las elecciones, pero también ha condicionado la composición del equipo rectoral.

Al margen de Senén Barro, sólo se mantiene en el gobierno de la universidad compostelana el responsable del área de Economía e Financiamento, Miguel Ángel Vázquez Taín. El éxito del plan de equilibrio y la recuperación económica de la USC en los últimos años ha convertido ha hecho de Vázquez Taín uno de los pilares del equipo, aunque se ve liberado de la responsabilidad en materia de infraestructuras. Esta área recaerá en uno de los nuevos vicerrectores, Xoán Carlos Carreira, que tendrá que hacer frente a varios retos pendientes, como la finalización del Campus da Saúde o la remodelación de varias facultades y centros de investigación.

Reparto de áreas

En el resto del equipo, destaca el equilibrio entre las distintas corrientes ideológicas (40% para la PUP, 40% para UA y 20% para CU). Este requisito no ha sentado bien en algunos sectores, especialmente los nacionalistas de Universidade Aberta, que encajan mal la presencia de determinados vicerrectores por la evidentes discrepancias ideológicas. A cambio, UA controlará algunas de las áreas más apetecibles, como la de Relacións Institucionais, que puede convertir a Lourenzo Fernández Prieto en uno de los pesos pesados del equipo rectoral no tanto por sus competencias, sino por su visibilidad pública.

Por lo demás, destaca también el incremento de la presencia de mujeres, cinco en total frente a las tres del equipo actual, y la incorporación de profesores jóvenes. La benjamina es Begoña Barreiro, vicerrectora adjunta de Investigación e Proxección Exterior para el campus de Lugo, con sólo 35 años. Precisamente el campus de Lugo gana presencia, al margen de los tres vicerrectorados adjuntos ya existentes, a través de la fuerte presencia de naturales de la capital lucense o o de su provincia: nada menos que seis en total, frente a una única compostelana de nacimiento (María Dolores Domínguez, vicerrectora de Profesorado) y la anécdota que representan los tres vicerrectores nacidos fuera de Galicia.

La Voz de Galicia, 26/05/06