USC: Casares salva con apuros el presupuesto bajo de la USC

USC: Casares salva con apuros el presupuesto bajo de la USC
El texto esquivó por poco la enmienda a la totalidad
El voto en blanco de +Ideas aumentó el respaldo final
El rector reconoce que el plan de la Xunta "permite avanzar moi pouco"
Economía de guerra

Las líneas generales presupuestarias del la USC para 2011, las primeras de Juan Casares al frente del rectorado, se salvaron ayer por solo un puñado de votos de las tres enmiendas con las que +Ideas, Universidade Aberta (UA) y A Trabe pidieron la retirada del texto o su devolución o aplazamiento. Tras un accidentado recuento que obligó a repetir con cartulina a mano alzada hasta tres veces la única votación en la que confluyeron las tres enmiendas, el texto logró el apoyo de 96 claustrales, solo 9 votos más que los partidarios de su retirada. Otros 15 votos fueron en blanco.

La votación final consiguió, sin embargo, un respaldo más holgado: 91 votos a favor (el 50,8%,), entre ellos los de Converxencia; 57 en contra (UA, CAF, Sindicato de Estudantes y A Trabe) y 31 en blanco. Esta última fue la opción final de +Ideas, que criticó la inconcreción del texto y que no se presentase antes en la comisión de economía.

El portavoz del nuevo colectivo docente -impulsado por miembros de la extinta PUP de los ex rectores Barro, Villanueva y Pajares- reconoció, eso sí, que la explicación de la vicerrectora de Economía, Sara Cantorna, fue más clarificadora. "Pero non podemos presentar emendas á intervención da vicerreitora", lamentó Enrique Macías.

UA basó su crítica en que las líneas incumplen el mandato estatutario de presentarse conociéndose ya la programación plurianual. Cantorna justificó la demora argumentando que el plan de financiación de la Xunta que la condicionará aún se sigue negociando y recordó que el anterior rectorado también incumplió este orden temporal.

El personal de administración y servicios (PAS) nacionalista de A Trabe también criticó que se tratase de aprobar el documento sin conocerse el plan de sostenibilidad que la USC presentará al Ejecutivo gallego en febrero.

Cupas, por su parte, coincidió con A Trabe, +Ideas y UA a la hora de reprochar al rector que no hubiese pedido al claustro opinión sobre el plan plurianual de financiación de las universidades antes de rubricarlo. Lourenzo Fernández Prieto (UA) -su rival final en la campaña electoral- añadió además que esto habría hecho a la USC "máis forte" en la negociación de un marco que no contenta a nadie en la institución académica.

Casares encajó bien las críticas, reconoció que "probablemente [o proceso] se puido facer mellor e que houbese máis diálogo" y coincidió con los críticos en subrayar la escasez del plan, pero insistió en que los tres rectores lo aceptaron porque entendieron que no tenían capacidad de modificarlo en un contexto de mayores recortes presupuestarios . "Chegar a 450 millóns de euros en 2015 [para as tres universidades] é avanzar moi pouco dende un punto de partida moi baixo", valoró.

LOS APUNTES

La apertura de zonas de estudio los fines de semana se podrá reforzar. El equipo rectoral se comprometió, a preguntas del representante del estudiantado, a abrir más zonas para el estudio en época de exámenes durante los fines de semana en las horas de más ocupación.

El plan de austeridad, en febrero. Los presupuestos de 2011 se ven condicionados por el nuevo plan de financiación -que técnicamente congela las cuentas de 2010, aunque brinda menos fondos debido al recorte salarial de los trabajadores públicos-, la obligación por parte de la Xunta de elaborar un plan de austeridad hasta 2013, que se presentará en febrero; y la imposibilidad de endeudarse más, otra premisa fijada desde San Caetano.

Los hijos de funcionarios pagarán matrícula

La USC dejará de eximir del pago de las tasas a los parientes del personal dependiente de la Consellería de Educación. En 2010, esta cobertura costó a las arcas universitarias 900.000 euros que el anterior rectorado reclamó a la Xunta. La respuesta de Educación ha sido negativa, ya que no existe ningún acuerdo que la obligue a hacerlo. En adelante, la USC dejará de pagar estas tasas, anunció en el claustro la vicerrectora de Economía, Sara Cantorna.

La experta en cuentas del equipo de Casares explicó los desfases que hubo que asumir antes de cerrar el ejercicio presupuestario de 2010, entre los que destacan los 5 millones de euros del acuerdo "verbal, pero non asinado" con el que la Xunta se comprometió a reforzar la financiación de la USC del pasado año.

ECONOMÍA DE GUERRA. Cantorna dibujó un escenario presupuestario para 2011 de "case economía de guerra, con gran parte del presupuesto ya comprometido. De los casi 229 millones a los que ascienden las cuentas propuestas para este año -un 6,8% menos que el anterior-, 216 están comprometidos de partida.

"Quédannos só uns 12 millóns de euros de marxe de manobra (...) Está claro que este ano será unha proba de fogo, porque temos que interiorizar un novo escenario", añadió el rector. La prioridad en él será, insistió Juan Casares, "o capital humano da nosa universidade", el factor clave que coloca a la USC "claramente por encima" de las otras dos gallegas si es evaluada con indicadores objetivos", añadió.

El Correo Gallego, 20/01/11

Outras novas relacionadas: