Privatización

El Gobierno saca adelante en el Congreso el mayor recorte de la historia en solitario

El Gobierno saca adelante en el Congreso el mayor recorte de la historia en solitario
Hasta el último momento el Ejecutivo ha estado negociando el respaldo de CiU
El PSOE augura el despido de 40.000 profesores
Wert afirma que lo hace "con sufrimiento" y que es una "respuesta excepcional"

Garrote vil

“Lo hacemos con sufrimiento" y "esta es la respuesta excepcional del Gobierno a unas circunstancias excepcionales, desafortunadas”, ha dicho José Ignacio Wert, ministro de Educación, en la tribuna del Congreso para defender uno de los decretos que contiene el mayor recorte de gasto de la historia constitucional. En el hemiciclo se esperaba la presencia del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para votar a última hora, una vez descartado que sea él el que públicamente defienda los recortes que, por primera vez, afectan a la sanidad y la educación.

Salvo cambio sorprendente de última hora, el Pleno del Congreso convalidará dos decretos con un recorte de 10.000 millones de euros en educación y sanidad, solo con los votos del PP, suficientes aritméticamente, pero insuficientes políticamente para una decisión de tal magnitud. El Ejecutivo ha intentado hasta el último momento que CiU apoye los decretos, mientras que ni siquiera lo ha intentado con el resto de grupos.

Durante toda la mañana, casi hasta el momento de iniciarse el debate, la ministra de Sanidad, Ana Mato, ha mantenido conversaciones cruzadas con el conseller de Sanidad de Cataluña y con el portavoz adjunto de CiU, Josep Sánchez Llibre. El principio, el Gobierno rechaza tramitar el decreto como proyecto de ley y que, por tanto, puedan incluirse cambios, lo que hacía difícil el acuerdo.

El miércoles la portavoz socialista, Soraya Rodríguez, contactó en dos ocasiones con Alfonso Alonso, portavoz del PP, para saber si era posible sentarse a negociar los decretos, forzando su tramitación como proyectos de ley. El popular le trasladó la imposibilidad de dar marcha atrás en los recortes y su voluntad de sacarlos adelante tal cual, aunque sea solo con los votos del PP.

Wert abrió la defensa de los recortes, a la que siguió luego la intervención de la ministra de Sanidad, Ana Mato, con un tono de “no hay más remedio”. Casi con intención de pedir disculpas a los ciudadanos y explicando que no son las medidas que les gustaría haber tomado, pero que las circunstancias obligan a hacerlo. Ambos ministros traen preparados discursos que sostienen que, pese a los recortes, se preservan la educación y la sanidad públicas.

“Lo hacemos con sufrimiento y pesar” y "son temporales y desde luego no forman parte de nuestro programa de reforma educativa, con lo que tan pronto como mejore la situación económica", aseguró Wert desde la tribuna del Congreso. El portavoz de Educación del PSOE en el Congreso de los Diputados, Mario Bedera, le ha respondido que el recorte de 3.736 millones de euros contemplado en este real decreto se suman a los 487 millones del acuerdo de no disponibilidad del 30 de diciembre y a los 663 millones de recorte en los presupuestos para 2012.

“No nos hable de eficacia, de eficiencia y mucho menos de mantener la calidad del sistema educativo cuando en menos de cinco meses ha hecho recortes por un total de 4.886 millones de euros. Está usted recortando una media de 1.000 millones por mes”, le ha dicho al ministro, antes de asegurar que van a provocar el despido masivo de profesorado —más de 40.000 despidos—.

El ministro le ha respondido que "hace una hipótesis sobre el despido de profesores que son interinos y no funcionarios" y ha reprochado al socialista que "dé a entender que todas las comunidades van a ejecutar el máximo y que van a ejecutar todas las medidas del decreto".

Todos los grupos han lamentado en la tribuna que el Gobierno ni siquiera se haya sentado a dialogar previamente sobre el contenido de los decretos que, además, deben ser aplicados por las comunidades. De hecho, la mayor crítica de los partidos nacionalistas es que invade las competencias autonómicas.

El País, 17/05/12

Outras novas relacionadas:

El debate de La 1 - 16/05/12: Entrevista a Wert

El debate de La 1 - 16/05/12: Entrevista a Wert

¿Cómo influirán los recortes en la calidad de la enseñanza?, ¿Qué pasará en las universidades con la subida de las tasas? A éstas y a otras preguntas responde el ministro de educación, cultura y deporte, José Ignacio Wert, en un mes de mayo ''caliente'' en el que estudiantes y profesores protestan en la calle contra los recortes anunciados en la educación.

También se analiza la situación financiera en España, después de la segunda reforma para las entidades bancarias. El gobierno les ha pedido que se aprovisionen mejor para evitar problemas y los bancos están haciendo sus cuentas.

Además en el plató de El debate de La 1 están el director de 20 minutos, Arsenio Escolar, la adjunta al director de La Razón Esther Palomera, el periodista de la Cadena Ser Isaías Lafuente, el periodista Ernesto Ekaizer, el columnista de ABC Ignacio Camacho y el columnista de La Vanguardia Fernando Ónega para hablar sobre la situación de nuestra economía en Europa y especialmente sobre el futuro de Grecia en el euro.

UdC: O Claustro aproba unha declaración en defensa da universidade pública

UdC: O Claustro aproba unha declaración en defensa da universidade pública

A Coruña, 15 de maio de 2012.- O Claustro da Universidade da Coruña acaba de aprobar por asentimento de todos os presentes unha declaración en defensa da universidade pública presentada polo reitor, Xosé Luís Armesto, logo de a consensuar previamente e que transcribimos integramente:

“O Claustro da Universidade da Coruña reunido en sesión ordinaria o 15 de maio de 2012, ante as medidas contempladas no Real Decreto-lei 14/2012 de 20 de abril, acordou aprobar a seguinte declaración:

1. A educación universal, pública e de calidade é un dereito fundamental, base da formación de persoas libres e críticas e dunha cidadanía responsable. A Universidade pública e un instrumento fundamental de cohesión social e económica, e vén demostrando desde hai máis de trinta anos a súa validez como garante da igualdade de oportunidades no acceso ao ensino superior.

2. Manifestamos a nosa oposición á suba do custo das matrículas universitarias. Ratificamos o acordo do Claustro de 2008 no que pedimos a conxelación dos prezos de matrícula e o incremento das bolsas baixo o principio de igualdade e de xustiza social, ao considerar que as razóns esgrimidas naquel momento están plenamente vixentes no momento actual.

3. Pedimos que se retiren os mecanismos propostos para revisar a dedicación docente, por seren ineficaces e constituíren unha ameaza para a calidade da formación e da investigación.

4. Reclamamos o financiamento público necesario para que a UDC poida converxer coas universidades do entorno europeo coas que se nos compara. O investimento en educación e I+D+i é unha condición necesaria para superar con éxito a crise global actual.

5. Pedimos a participación da comunidade universitaria en particular e da sociedade en xeral, na defensa do dereito fundamental á educación e á mellora do sistema universitario como servizo público esencial garante da democracia e da cohesión social.

6. Comprometémonos a introducir as medidas técnicas, formativas e organizativas necesarias para acadar un mellor rendemento social dos fondos públicos investidos na universidade”.

Ademais deste punto, a orde do día incluía a presentación da Memoria do Reitor de 2011. Os datos máis significativos do ano pasado veñen marcados polo impacto directo ou indirecto da crise económica e polas consecuencias das políticas adoptadas polo Goberno central e pola Xunta de Galicia. Diminúe con claridade o montante dos convenios e contratos con entidades públicas e privadas, e a caída é aínda maior na captación de recursos para proxectos competitivos.

En contra, algúns indicadores son altamente positivos, como a obtención de patentes e os rexistros de sóftware aceptados.

Os datos de matrícula teñen unha tónica de estabilidade, situando á Universidade da Coruña no grupo de 17 universidades españolas de tamaño medio, con entre 20.000 e 30.000 estudantes a nivel de grao.

O reitor salientou na presentación da memoria que o exercicio pasado se cumpriu o compromiso formal de manter a masa salarial total de profesorado e de persoal de administración e servizos. Destacou, ademais, o incremento nun 3% no número de profesores que acadaron o grao de doutor. Finalmente, Armesto destacou como fito de 2011 a apertura de Normal, o espazo de intervención cultural no campus de Riazor, e a presenza da Universidade da Coruña nas redes sociais: Facebook e Twitter.

Na sesión de Claustro desta mañá presentou o seu informe de xestión o Valedor Universitario, Enrique Martínez Ansemil. No curso 2010/2011 tivo 36 consultas e 43 queixas, dos colectivos de estudantes, de profesores e do persoal de administración e servizos. O Valedor explicou que algunhas das consultas son de carácter administrativo e que non todas as queixas implican mala atención do servizo. Exames e criterios de avaliación son os motivos de protesta maioritarios. O Valedor indicou que a un 62% se lles dá unha solución nun prazo de tempo entre un e sete días.

Tanto a presentación da Memoria do Reitor, como do Informe do Valedor Universitario, como mesmo a Declaración do Claustro suscitaron un intenso debate entre os asistentes, nalgúns casos pedindo maiores explicacións sobre puntos concretos, e noutros, como unha forma de reflexionar en voz alta sobre o modelo de universidade que se pretende conseguir.

O reitor emprazou aos presentes a continuar o debate de cara á elaboración dun novo Plano Estratéxico da Universidade da Coruña que terá que actualizarse o vindeiro ano. Finalmente, lembrou o papel que cumpriu a Universidade da Coruña no seu contorno inmediato, na área da Coruña e Ferrol, nos máis de vinte anos desde a súa creación ao considerar que “tivo un efecto moi importante no acceso á educación pública superior de moita xente que doutra forma non podería por cuestións económicas”.

A Generation Hobbled by the Soaring Cost of College

A Generation Hobbled by the Soaring Cost of College
This series examines the implications of soaring college costs and the indebtedness of students and their families

Kelsey Griffith graduates on Sunday from Ohio Northern University. To start paying off her $120,000 in student debt, she is already working two restaurant jobs and will soon give up her apartment here to live with her parents. Her mother, who co-signed on the loans, is taking out a life insurance policy on her daughter.

“If anything ever happened, God forbid, that is my debt also,” said Ms. Griffith’s mother, Marlene Griffith.

Ms. Griffith, 23, wouldn’t seem a perfect financial fit for a college that costs nearly $50,000 a year. Her father, a paramedic, and mother, a preschool teacher, have modest incomes, and she has four sisters. But when she visited Ohio Northern, she was won over by faculty and admissions staff members who urge students to pursue their dreams rather than obsess on the sticker price.

“As an 18-year-old, it sounded like a good fit to me, and the school really sold it,” said Ms. Griffith, a marketing major. “I knew a private school would cost a lot of money. But when I graduate, I’m going to owe like $900 a month. No one told me that.”

With more than $1 trillion in student loans outstanding in this country, crippling debt is no longer confined to dropouts from for-profit colleges or graduate students who owe on many years of education, some of the overextended debtors in years past. Now nearly everyone pursuing a bachelor’s degree is borrowing. As prices soar, a college degree statistically remains a good lifetime investment, but it often comes with an unprecedented financial burden.

Ninety-four percent of students who earn a bachelor’s degree borrow to pay for higher education — up from 45 percent in 1993, according to an analysis by The New York Times of the latest data from the Department of Education. This includes loans from the federal government, private lenders and relatives.

For all borrowers, the average debt in 2011 was $23,300, with 10 percent owing more than $54,000 and 3 percent more than $100,000, the Federal Reserve Bank of New York reports. Average debt for bachelor degree graduates who took out loans ranges from under $10,000 at elite schools like Princeton and Williams College, which have plenty of wealthy students and enormous endowments, to nearly $50,000 at some private colleges with less affluent students and less financial aid.

Concha Caballero: No hay palabras

FuturoConcha Caballero: No hay palabras

He entrado en clase dispuesta a regañar a mis alumnos. Tenía preparado un pequeño discursito sobre el esfuerzo, el futuro, la importancia de ir cargando la mochila de titulaciones adicionales.

- ¿Por qué no os habéis presentado a las pruebas del Trinity?

- Porque cuestan 90 euros - me contestaron secamente.

Las palabras que no se pronuncian no hacen ningún ruido, pero caen a un pozo negro, desarmadas, incoherentes. En este caso cayeron a mis pies, se enredaron en mis zapatos y me llevaron directamente a la realidad.

En este curso he aprendido a no preguntar dónde están los libros de las lecturas obligatorias. Ya sé que los 30 o 40 euros de su importe pueden desequilibrar algunos presupuestos familiares que cuentan los días en billetes de 10 o 15 euros. Me he limitado a colgar los textos en mi blog, incluso los más recientes que están sujetos a derechos. Espero que Luis Sepúlveda o los herederos de J. D. Salinger sepan comprenderlo.

El tradicional viaje de final de curso se ha suprimido en muchos casos y cuando se hace, entristece ver una docena de alumnos que no han ido por motivos económicos, aunque nadie dice nada, ni pierden la sonrisa, ni se quejan por los pasillos. Los que van a Selectividad preguntan por las tasas de inscripción, por detalles tan insignificantes como cuánto valen las pruebas de las asignaturas optativas. Los más previsores hacen cuentas de cuánto les supondrá el autobús diario hasta la facultad y los libros de texto de la carrera.

Hasta hace muy poco tiempo estaban ajenos a esta nueva matemática. Sus cuentas se reducían al tiempo de ocio, a la compra de un artículo electrónico o a la ropa de la temporada. Ahora aprenden a hacer sumas y restas con sus propias vidas, con sus expectativas y con su futuro. Hablan de becas, del aumento indecente de las tasas universitarias y de cómo obtener una matrícula gratuita.

Te interrogan sobre cuáles son las carreras con mayores salidas profesionales y no sabes qué decirles. Les explicas que es importante que, hagan lo que hagan, se impliquen a fondo; que intenten seguir sus gustos y sus inclinaciones al tiempo que les aconsejas que pongan un punto de realismo. Discursos contradictorios que acaban con la recomendación de que sigan estudiando, una tabla de salvación a la que intentas aferrarlos, porque a pesar de todo su futuro será mejor si consiguen cualificarse profesionalmente. Mientras acabas tu discurso, te acuerdas de todos los jóvenes que conoces que reparten infructuosamente sus impresionantes currículos por las empresas y que cuando trabajan lo hacen en unas condiciones tan leoninas que solo el posibilismo cruel de nuestro tiempo te ayuda a ahogar la indignación. Te vienen a la mente los rostros de los que han tomado la dolorosa decisión de marcharse muy lejos, lo que pone de manifiesto que no es la enseñanza la que falla, sino la empresa y la sociedad de nuestro país.

Esos jóvenes han ido esta semana a la huelga contra los recortes educativos pero esta vez no había el aire de fiesta de otras ocasiones. Es como si supieran que ahora la vida va en serio con ellos, que no están estudiando un capítulo aburrido de la historia de España sino que forman parte de la primera línea de una crisis que se escribe con su carne.

Ha habido gobiernos que se han confrontado con algún sector social pero no ha existido hasta ahora ningún gobierno que se confronte con todo el sistema educativo. La derecha mediática dice que los malos estudiantes agitan la educación y publican fotos carcelarias de algunos dirigentes estudiantiles. Utilizan los mismos argumentos que los ministros franquistas de los años sesenta contra las movilizaciones juveniles: cosas de malos estudiantes y de infiltrados marxistas. Pero resulta que son los buenos estudiantes los que más se movilizan porque son los que se interesan, leen la prensa y escuchan indignados las noticias; son ellos los que te preguntan cómo es posible que el Gobierno facilite 10.000 millones a Bankia mientras a ellos les siegan el porvenir. No hay palabras.

El País, 11/05/12

Universidad de Huelva: Comunicado de Decanos y Directores de Departamento con motivo del R.D.Ley 14/2012

Universidad de Huelva: Comunicado de Decanos y Directores de Departamento con motivo del R.D.Ley 14/2012

Reunidos decanos y directores de departamento de la Universidad de Huelva con motivo de la publicación del Real Decreto Ley 14/2012 de abril, de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo, acuerdan emitir el siguiente comunicado:

1. Apoyar expresamente el comunicado de la CRUE del 4 de mayo.

2. Manifestar nuestro desacuerdo con el procedimiento seguido para la aprobación de este Real Decreto, privando del debate al conjunto de la comunidad universitaria.

3. Desde el punto de vista del contenido manifestamos nuestro profundo desacuerdo con:

1. Subida desproporcionada de las tasas universitarias tanto en grado como en postgrado, que pone en serio peligro el principio de igualdad de oportunidad en el acceso a la educación superior.

2. Modificación unilateral de las condiciones de trabajo del profesorado, en particular,el recurso a la evaluación de la actividad investigadora (sexenios) como elemento regulador de la actividad docente del profesorado e imponiendo, además, su aplicación con carácter retroactivo. Esta medida transforma una disposición exclusivamente retributiva en criterio de referencia para fijar la actividad docente (Real Decreto 1086/1989, de 28 de agosto, sobre retribuciones del profesorado universitario.)

4. Apoyar las movilizaciones de los distintos colectivos de la comunidad universitaria.

5. La aplicación de las medidas recogidas en el R.D. vendrían a cuestionar buena parte de los trabajos que viene desarrollando la comunidad universitaria onubense.

Universidad de Murcia: Acuerdo de la Junta de la Facultad de Medicina

Universidad de Murcia: Acuerdo de la Junta de la Facultad de Medicina

La Junta de la Facultad de Medicina de la Universidad de Murcia ha aprobado la siguiente declaración sobre las medidas derivadas del Real Decreto-Ley 14/2012 y resto de medidas de estabilidad financiera:

"La Junta, en la reunión ordinaria celebrada el 10 de mayo de 2012, ha acordado por unanimidad expresar su rechazo a las medidas de reducción de profesionales y de recursos en sanidad y educación, que ponen en riesgo tanto la asistencia sanitaria a la población como la formación de los futuros profesionales de la sanidad".

Expresa su preocupación por las repercusiones que sobre la formación de los estudiantes de las distintas titulaciones de la Facultad de Medicina tendría la aplicación de estas medidas, después de que durante los años pasados haya aumentado el número de estudiantes matriculados y se hayan modificado los planes de estudio para la adaptación de los mismos al Espacio Europeo de Educación Superior.

Pide al gobierno de la Región de Murcia que no aplique las medidas derivadas del Real Decreto Ley 14/2012, así como tampoco las derivadas del plan de estabilidad financiera que pudieran afectar a la sanidad y a la educación.

Deposita en el equipo de gobierno de la Universidad de Murcia toda su confianza en que defenderá los intereses de la Facultad de Medicina, de la Universidad de Murcia y de la sociedad murciana.

Expresa su apoyo, en todos sus términos, a la Declaración de los Decanos de la Universidad de Murcia y al Manifiesto del Comité de Resistencia en Defensa de la Universidad Pública de la Universidad de Murcia y a las acciones convocadas por el mismo, así como a las huelgas convocadas los próximos días 16 y 22 de mayo".

Manifest de la Junta de Facultat davant el decret-llei 14/2012

Manifest de la Junta de Facultat davant el decret-llei 14/2012

La Junta de la Facultat de Filosofia i Ciències de l’Educació de la Universitat de València, reunida en sessió ordinària el 7 de maig de 2012, després de valorar el Reial Decret-llei 14/2012 de 20 d’abril

La Junta de la Facultat de Filosofia i Ciències de l’Educació de la Universitat de València, reunida en sessió ordinària el 7 de maig de 2012, després de valorar el Reial Decret-llei 14/2012 de 20 d’abril “de mesures urgents de racionalització de despesa pública en l’àmbit educatiu”, acorda per unanimitat —en concomitància amb els acords unànimes dels departaments del centre— manifestar el seu absolut rebuig al Reial Decret-llei, per constituir un seriós atac a l’autonomia universitària, demanar la seua derogació, i donar suport a l’ensenyament públic i de qualitat en tots el nivells educatius.

Els membres de la Junta entenen que:

1r. els procediments fixats per determinar la dedicació docent del PDI són arbitraris, perjudiquen les figures contractuals, afecten greument la possibilitat de renovació de la plantilla i no han estat negociats ni amb les universitats ni amb els sindicats;

2n. els procediments establerts tindran conseqüències negatives en el desenvolupament de la investigació;

3r. la pujada de les taxes als estudiants perjudicarà greument els sectors més desfavorits;

4t. els procediments entrebanquen la prossecució en condicions de les mides per consolidar l’Espai Europeu d’Educació Superior.

Per tant, la Junta demana la retirada del Reial Decret-llei i l’inici d’un procés de converses amb els representants legals de les institucions universitàries i amb els diferents interlocutors universitaris, per tal d’aconseguir el clima de serenitat necessari per a dur a terme les reformes que pugan permetre la millora de tot el sistema universitari.

COMUNICADO DE LOS DEFENSORES UNIVERSITARIOS ESPAÑOLES

COMUNICADO DE LOS DEFENSORES UNIVERSITARIOS ESPAÑOLES

La Ley de Reforma Universitaria de 1983 establece la figura del Defensor Universitario (DU), una institución que tras la aprobación de la LOU de 2001 se hace obligatoria para todas las universidades españolas, incluyendo las privadas. Conforme a la Disposición adicional decimocuarta de la LOU, la principal función del DU es "velar por el respeto a los derechos y libertades de los profesores, estudiantes y personal de administración y servicios, ante las actuaciones de los diferentes órganos y servicios universitarios".

Así, pues, y conscientes de la misión a ellos encomendada, los Defensores Universitarios de España deciden expresar públicamente su preocupación en relación al proceso de reformas emprendidas por el Gobierno y que afectan al ámbito universitario. Especialmente preocupante resulta el Real Decreto-Ley 14/2012 de 20 de abril, particularmente en lo relativo al aumento de tasas y precios públicos de los estudios universitarios, al régimen de dedicación del profesorado y al procedimiento de creación, modificación y supresión de centros y títulos de enseñanzas universitarias. Esta inquietud y malestar está motivada tanto por la forma seguida en la elaboración de la norma, sin ningún contacto formal previo con las partes interesadas, como por el fondo, ya que los cambios legales afectan sustancialmente al modelo de universidad pública.

Consideramos que las emergencias que afectan al país, y que exigen urgentes reformas, ajustes y recortes, en modo alguno pueden justificar la quiebra de la autonomía universitaria o del autogobierno de las Comunidades Autónomas (CCAA); tampoco pueden justificar el recurso sistemático al decreto-ley, renunciando al sano ejercicio de una democracia deliberativa y participativa. Sin ésta no es posible construir proyectos compartidos y perdurables. La forma de gobernar y gestionar los asuntos públicos ha de asumir la complejidad de perspectivas, incorporando la diversidad de intereses contrapuestos y articulando mecanismos de diálogo y concertación. Esta exigencia se hace mucho más inexcusable cuando el contenido de las reformas tiene un carácter estructural, afectando a aspectos sustantivos de nuestro sistema universitario, y en el que están en juego unos derechos y prestaciones inherentes a nuestro modelo de Estado social.

Los Defensores Universitarios de España, en el legítimo ejercicio de su función de supervisión, mediación y propuesta, y en su afán de seguir contribuyendo eficazmente a la buena gobernanza de nuestro sistema universitario, hacen un llamamiento en favor de la inmediata recuperación de la democracia deliberativa, la concertación y el diálogo entre las partes interesadas (Gobierno, Oposición, CCAA, Universidades, Sindicatos, asociaciones estudiantiles y demás actores afectados). Sólo así se podrá hacer frente de manera responsable y exitosa al estado de emergencia que viven nuestras sociedades, y también nuestras Universidades; y sólo así los derechos y libertades de los miembros de la comunidad universitaria gozarán de una mayor garantía, evitando al mismo tiempo la precipitación, la imposición y el rechazo, lo que en definitiva deslegitimaría todo el proceso de cambio que las circunstancias demandan.

Madrid, 10 de mayo de 2012

Los Defensores Universitarios de España

DECLARACIÓN DEL CONSEJO DE GOBIERNO DE LA UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA. 10 de mayo de 2012

DECLARACIÓN DEL CONSEJO DE GOBIERNO DE LA UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA. 10 de mayo de 2012

El Consejo de Gobierno de la Universidad de Zaragoza rechaza rotundamente el Real Decreto-ley 14/2012 de 21 de abril por considerar que perjudica gravemente el modelo de Universidad pública y atenta contra el derecho de igualdad de oportunidades garantizado en el marco legal vigente.

Manifestamos igualmente nuestra reprobación al procedimiento seguido para implantar por sorpresa medidas de trascendencia sin exponerlas, debatirlas y consensuarlas con los representantes de la comunidad universitaria.

Ni en el fondo ni en la forma podemos aceptar esta imposición contraria a los principios de la autonomía universitaria, lacerante para nuestros estudiantes presentes y futuros, y lesiva para el colectivo de trabajadores universitarios.

La subida de los precios públicos golpea económicamente a los más débiles, excluye a un amplio sector de la ciudadanía especialmente vulnerable en un momento de profunda crisis y, en consecuencia, resulta inútil para paliar la escasa financiación de la Universidad pública aragonesa. El Real Decreto-ley supone, además, una injerencia en aspectos cuya competencia está reservada a las instituciones académicas. Y, por último, establece criterios para valorar la dedicación docente e investigadora que, lejos de introducir un estímulo para avanzar, entrañan un grave retroceso en el camino recorrido. En consecuencia, agrava los problemas de la Universidad pública en lugar de sentar las bases para solucionarlos.

Por todo ello, el Consejo de Gobierno de la Universidad de Zaragoza, entendiendo que este Decreto es un obstáculo para la mejora de la Universidad pública, acuerda:

1. Que las medidas de gasto público contenidas en esta norma de urgencia comprometen la calidad de la Universidad pública y resultan contrarias a sus funciones propias, a la vez que plantean problemas que hacen imposible su aplicación.

2. Demandar al Ministerio de Educación, Cultura y Deporte que retire este Real Decreto-ley.

3. Trasladar al Ministerio de Educación, Cultura y Deporte la necesidad urgente de que los planteamientos para mejorar la Universidad pública sean revisados teniendo en cuenta las opiniones de la comunidad universitaria y respetando su representación legítima.

4. Animar a toda la sociedad a participar en la defensa y la mejora del sistema universitario como servicio público que garantiza progreso, futuro y cohesión social.

Unizar, 10/05/12

Carta de la Coordinadora de Universidades Públicas de Madrid a los rectores

Carta de la Coordinadora de Universidades Públicas de Madrid a los rectores

Los estudiantes y trabajadores (PDI y PAS) de las seis Universidades Públicas de la Comunidad Madrileña, ante la situación de extrema gravedad en la que se encuentra la universidad pública quieren dejar claro su rechazo al reciente decreto ley así como a todas las medidas que se están implementando recientemente, las cuales suponen en la práctica la desaparición de la autonomía universitaria consagrada por la Constitución.

Ante esta situación les apelamos como rectores de las Universidades Públicas Madrileñas para que se posicionen públicamente en contra de los decretos del 21 de abril y la ley 6/2011 y no pongan en práctica las medidas correspondientes.

Consideramos que se pretende aprovechar y utilizar la crisis como coartada para acelerar los planes de privatización que pasan necesariamente por la previa asfixia económica de las Universidades públicas. Y es que las actuaciones del gobierno a la hora de elegir dónde es preciso hacer recortes, desvelan tanto sus intenciones como sus prioridades: amnistiar a los defraudadores y criminalizar a los profesionales de la educación y de la sanidad.

Para justificar esos recortes que suponen el inicio del desmantelamiento de la Enseñanza Pública Universitaria se está llevando a cabo una campaña de desprestigio tanto de la Institución como de los que en ella trabajan. Para alcanzar sus objetivos todo vale, desde el grosero falseamiento de los datos, a las medias verdades. El Ministro insiste en decir a la ciudadanía que nuestra universidad es ineficaz, cara, e inútil hasta para crear empleo, pero los datos contrastados, que no parecen confirmar sus palabras , son estos:

  • El Ministro ha afirmado que el 30% de los alumnos abandonan la universidad sin terminar. Ese 30% se refiere al cambio de titulaciones siendo el abandono definitivo del 12%.
  • Los estudios internacionales demuestran que la productividad científica creció en los últimos diez años un 80%, y son equiparables a los de los países de la OCDE a pesar de que aquí invertimos un 20% menos en recursos anuales.
  • El 79% de los universitarios españoles obtiene su título en la edad prevista, frente a un 70% de la OCDE y a pesar de que aquí dedicamos a becas la tercera parte que la media de los países de esa organización y un gasto por alumno mucho menor.
  • La tasa de paro entre los titulados universitarios supone la mitad de la existente en el resto de la población, siendo el coste de la universidad pública por alumno un 25% más bajo que el de la privada.

El rigor de las argumentaciones es tan alto que para justificar que en España hay demasiadas universidades y por lo tanto hay que fusionarlas o cerrarlas, el Ministro ha afirmado que en California hay 10. La verdad es ligeramente diferente: en California existen 146 universidades.

Las actuales medidas representan igualmente un golpe mortal contra el desarrollo de la actividad investigadora precisamente cuando la inversión en enseñanza superior es un factor clave en el progreso de un estado y en la tan frecuente competitividad económica invocada por parte del gobierno. Por nuestra parte entendemos que la Universidad no debe reducirse a su consideración como mero factor de aumento de productividad económica, ni como mero espacio de formación para el mercado de trabajo.

Aún así las consecuencias inmediatas de ese decreto ley no tardarán en hacerse sentir, y supondrán un gravísimo descenso de la calidad de la enseñanza, a la vez que un atentado brutal al principio de igualdad de oportunidades porque el aumento injustificado de las matrículas, disminuyendo al mismo tiempo las becas, solo dará lugar a que los jóvenes de rentas más bajas tengan mucho más difícil acceder a los estudios universitarios, provocando una exclusión social que puede tener consecuencias funestas en el futuro próximo.

En cuanto al estatuto del Personal Docente e Investigador, la reciente reforma de la enseñanza secundaria parece ser el modelo a seguir: modificación unilateral del régimen de dedicación, discriminaciones injustificables, etc.; todo lo que consideramos se traducirá a corto plazo en los procesos masivos de despido del profesorado universitario.

Por su parte, los trabajadores de administración y servicios ven agravada su situación ya muy precarizada por la reforma laboral, que se está aplicando a los trabajadores del sector público. A ello se añade la ley 6/2011 y el decreto que intensifica la jornada de trabajo y penaliza las bajas por enfermedad.

En consecuencia consideramos que la aplicación de estas medidas supondrá un enorme perjuicio para la universidad y para el conjunto del país, y como integrantes de las universidades madrileñas nos sentimos en la obligación de hacer pública nuestra postura y en consecuencia exigir su retirada.

La Universidad Pública no puede subordinarse a criterios de rentabilidad económica. La Universidad es de todos, nuestra tarea es defenderla.

madrilonia.org, 10/05/12

Comunicado del claustro de la UPCT

Comunicado del claustro de la UPCT

El Claustro de la Universidad Politécnica de Cartagena acuerda rechazar, tanto en el fondo como en el procedimiento seguido por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte para aprobarlo, el Real Decreto-ley 14/2012, de 20 de abril, de medidas urgentes de racionalización del gasto público en el ámbito educativo, en el que, se regulan las tasas y precios públicos de los estudios universitarios, la dedicación del profesorado y la gestión económica de las universidades. En este real decreto-ley se incluyen medidas de vital importancia en el funcionamiento y gestión del sistema universitario sin haber contado previamente con la opinión de las universidades.

El Claustro, igualmente acuerda respaldar la postura de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas, de solicitar la convocatoria urgente del Consejo de Universidades para analizar el citado real decreto-ley, al objeto de que las universidades puedan trasladar al Ministerio sus opiniones sobre cuestiones de tanta trascendencia para el sistema universitario.

El Claustro opina que se debe garantizar una educación universitaria pública accesible a todos los ciudadanos, independientemente de sus recursos económicos; por lo que cualquier cambio en la política de precios públicos debe llevarse a cabo de forma progresiva en el tiempo y acompañada de la implantación de un adecuado sistema de becas y ayudas al estudio.

Asimismo, el Claustro expresa que se debe tener en cuenta, para establecer el régimen de dedicación docente del profesorado, criterios mucho más amplios que la mera superación de un número de evaluaciones de su actividad investigadora; teniéndose en cuenta la dedicación de este colectivo a muy diversas funciones además de la docente, como investigación y desarrollo, transferencia de conocimiento y tecnología, gestión, transmisión y difusión del conocimiento científico y técnico a la sociedad, etc.

Por otro lado, respecto a los recortes presupuestarios que puedan afectar a la Universidad Politécnica de Cartagena, en el marco del plan de reequilibrio financiero de nuestra Comunidad Autónoma para ajustarse al objetivo de déficit, el Claustro manifiesta que, aun comprendiendo que la difícil situación económica que atraviesa la sociedad española impone que pongamos todos los medios para desenvolvernos en un marco de rigor, contención y austeridad en el gasto, es imprescindible que nuestra Universidad cuente con una financiación suficiente para asegurar su viabilidad y para continuar mejorando en el desempeño de nuestras funciones de enseñanza superior, investigación, desarrollo y transferencia de conocimiento y tecnología, necesarias para contribuir a la transformación de nuestra sociedad y a la integración efectiva de nuestro país y nuestra región en el modelo de Unión Europea que pretende ser una sociedad del conocimiento más competitiva, dinámica y cohesionada.

Finalmente, considerando la importancia y repercusión que, tanto la aprobación del real decreto-ley aludido como los posibles recortes presupuestarios, pueden tener en la Universidad, el Claustro estima conveniente la celebración de una sesión extraordinaria para su análisis y debate en profundidad, así como para la adopción de las medidas oportunas.

Cartagena, 9 de mayo de 2012

Claustro de la Universidad Politécnica de Cartagena

Comunicat del Consell de Govern de la Universitat de Barcelona

Comunicat del Consell de Govern de la Universitat de Barcelona

El Consell de Govern de la Universitat de Barcelona, en la sessió ordinària de 8 de maig de 2012, i en relació amb el Reial decret llei 14/2012, de 20 d’abril, de mesures urgents de racionalització de la despesa pública en l’àmbit educatiu, referides a l’ensenyament universitari, ha acordat manifestar que:

  • Estem disconformes tant en la forma com en el fons del Reial decret llei esmentat, perquè no respecta l’autonomia universitària, ni compta amb les opinions universitàries, ni té present el paper de la universitat a la societat, ni permet a la universitat conèixer prèviament les mesures i les alternatives perquè pugui oferir la seva capacitat de compromís i responsabilitat. Aquesta mesura legislativa s’ha dut a terme sense fer les consultes pertinents als òrgans consultius (CRUE i CEUNE), el que implica que la universitat pública com a institució ha estat considerada subjecte passiu.
  • La redacció del Reial decret llei i els seus arguments mostren un desconeixement profund de la realitat de la universitat pública actual. Les universitats públiques són institucions independents, plurals i compromeses amb les seves missions (docència, recerca i transferència) que tenen un paper fonamental a l’hora d’afrontar la situació de crisi econòmica i canvi social actual. Les universitats públiques són institucions preparades que assumeixen el seu paper i són part de la solució; de cap manera no són un problema pel que fa a la despesa pública que generen.
  • En particular, expressem el nostre desacord respecte a les mesures que s’expressen en el Reial decret llei, que comporten el següent: un canvi de model en l’actualització dels preus públics dels serveis acadèmics que fa possible que augmenti considerablement el cost dels estudis universitaris; una política de beques públiques que no només no en permet l’augment, sinó que incrementa el nivell d’exigència, i un canvi en el model de dedicació del professorat prenent com a base un complement voluntari i sense tenir en consideració les polítiques internes de foment de la docència i la recerca de qualitat.
  • Defensem amb determinació el valor constitucional i la necessitat de preservar l’autonomia universitària com a principi fonamental. Per això els nostres òrgans de govern exigeixen participar en tots els processos de decisió que afectin els estudis superiors i, en tot cas, condicionaran, en la mesura que es pugui, l’aplicació de les diferents normatives i mesures que s’estan aprovant de manera unilateral, sense diàleg ni participació de les universitats públiques.

A partir dels arguments exposats, el Consell de Govern de la Universitat de Barcelona demana el següent:

  • En relació amb el Reial decret llei 14/2012, sol·licita que s’obri un procés de diàleg amb les universitats per tal que, mitjançant un treball conjunt, es puguin analitzar i debatre propostes alternatives per trobar els elements de millora de l’educació superior universitària, partint del compromís i de la responsabilitat de les universitats amb les decisions preses. La universitat pública ofereix a la societat i al país les seves capacitats, el pensament científic i la recerca, així com la formació, que són un dels camins més potents per fer front als problemes actuals mitjançant alternatives globals i mesures concretes que ens facin avançar cap a un món millor i defensin el benestar, la justícia social i la pau.
  • El respecte envers la universitat pública com a institució autònoma, eficient, plural i responsable, capaç de respondre als reptes de la seva pròpia gestió en un marc de competitivitat internacional i de qualitat acreditada en relació amb els serveis que presta a la societat.
  • D'una banda, la garantia d’un finançament públic suficient per poder mantenir i millorar les competències i responsabilitats assumides i, de l'altra,la promoció d’incentius per millorar els beneficis, la transferència i l’eficàcia de la universitat pública en la societat i l’impuls del teixit productiu en el marc d’una política de creixement i de resposta a la crisi basada en el coneixement.
  • La consideració que els ajustaments de la despesa, sense una anàlisi de les conseqüències, poden portar associats greus problemes en l’exercici de les funcions socials que la universitat té encomanades, fet que complica encara més la situació.
  • El suport de les institucions i de la societat a la universitat pública per al manteniment de la qualitat i la competitivitat internacional perquè pugui seguir exercint un paper clau en la formació de les persones i en el futur del país. La universitat pública és conscient del seu paper institucional de servei públic, i se sent compromesa en les seves funcions i amb capacitat de respondre als reptes que la nostra societat i el nostre país té plantejats avui.

La Universitat de València reclama la retirada del decret-llei que puja les taxes universitàries i que modifica la dedicació docent del professorat

La Universitat de València reclama la retirada del decret-llei que puja les taxes universitàries i que modifica la dedicació docent del professorat

El Consell de Govern de la Universitat de València, reunit aquest dimarts, dia 8 de maig, en sessió extraordinària, reclama la retirada del reial decret-llei 14/2012 que puja les taxes universitàries i que modifica la dedicació docent del professorat. Els membres del Consell de Govern han aprovat per unanimitat el text, després de les aportacions realitzades per diferents representants.

El Consell de Govern ha expressat el seu "malestar" per la plasmació d’un "canvi del model universitari públic, realitzat mitjançant l’aprovació successiva de normes d’emergència, les mesures de les quals ni han estat comunicades prèviament a la comunitat universitària ni s’han debatut en seu parlamentària". El document afegeix: "Amb l’argument de reduir la despesa pública, allò que s’està executant és una transformació del model públic d’universitat que funciona amb consens des de la recuperació de la democràcia a Espanya".

El document complet es pot consultar clicant ací.

La Universitat de València reclama la retirada del decret-llei que puja les taxes universitàries i que modifica la dedicació docent del professorat

El Consell de Govern de la Universitat de València, reunit en sessió extraordinària, reclama la retirada del reial decret-llei 14/2012 que puja les taxes universitàries i que modifica la dedicació docent del professorat. A més a més, atenent a les seues consideracions, manifesta:

1- El Consell de Govern expressa el seu malestar per la plasmació d’un canvi del model universitari públic, realitzat mitjançant l’aprovació successiva de normes d’emergència, les mesures de les quals ni han estat comunicades prèviament a la comunitat universitària ni s’han debatut en seu parlamentària. Amb l’argument de reduir la despesa pública, allò que s’està executant és una transformació del model públic d’universitat que funciona amb consens des de la recuperació de la democràcia a Espanya.

Sense rebutjar l’inici d’un procés de debat per a la millora del sistema, el Consell de Govern denuncia la campanya de desprestigi de la universitat pública, acusada d’ineficiència i de falta de controls, quan es tracta d’un dels sectors més estretament sotmesos a avaluacions continuades (en docència, en investigació, en transferència...) per part d’agències de tota naturalesa: autonòmiques, estatals i internacionals. La contribució del sector universitari públic al creixement i a la creació de llocs de treball està contrastada per part d’instàncies independents (informe de l’IVIE, entre altres).

2- El Consell de Govern rebutja l’increment desproporcionat de les taxes, tant en graus com en màsters, que restringeix l’accés a la universitat en igualtat de condicions, i que, en moments de crisi com l’actual, impedirà a moltes famílies fer front a totes les despeses que implica l’ensenyament superior. Les mesures aprovades mitjançant l’esmentat decret-llei provoquen un risc d’exclusió social.

La Universitat demana una política de beques més àmplia, que garantisca l’equitat social i que contrareste les greus conseqüències econòmiques i socials que causa la crisi econòmica, tot recordant que l’actual volum de beques a Espanya representa, tan sols, una tercera part de la mitjana dels països de l’OCDE.

En el cas dels estudiants extracomunitaris, l’augment de les taxes compromet el treball d’internacionalització de la universitat espanyola i les polítiques de cooperació amb les regions del planeta més desfavorides.

Contràriament al missatge que s’està enviant a la societat respecte del rendiment dels estudiants, cal remarcar que els indicadors més solvents (OCDE) situen l’estudiantat universitari espanyol nou punts per damunt de la mitjana dels països més avançats quant a la finalització d’estudis en el termini previst als plans d’estudi.

La Universitat de València, com a institució compromesa amb la societat valenciana, no vol contribuir a incrementar l’exclusió social que les mesures adoptades poden implicar.

3- La modificació de les condicions de treball del professorat, realitzada també mitjançant l’aprovació de normes d’emergència, arriba precedida d’una campanya de desprestigi de les funcions docents, investigadores i de gestió. Aquesta mesura no incrementarà la qualitat de l’ensenyament, ben al contrari reduirà el nivell formatiu de l’estudiantat, dificultarà el desenvolupament de les tasques d’investigació i afectarà el clima laboral.

L'augment de la dedicació docent tindrà com a efecte un empitjorament de les condicions laborals i la pèrdua de nombrosos llocs de treball. A més a més, per a la distribució d'aquesta dedicació no es tenen en compte la multiplicitat de tasques i de situacions concretes, la qual cosa pot generar entrebancs i desigualtats injustificades entre el personal docent i investigador.

La Universitat de València fa una crida a la responsabilitat institucional de les administracions públiques que promogueren el creixement i l’expansió territorial del sistema públic universitari, i que ara imposen ajustos que comprometen la viabilitat futura del sistema en les seues dimensions i característiques actuals.

La Universitat de València està compromesa amb la millora del sistema universitari i amb l’eficiència i l’eficàcia en les seues activitats docents, d’investigació, de transferència de coneixement i de generació i difusió cultural i de la ciència, així com dels seus processos de gestió interns.

La Universitat no pot acceptar mesures que l’obligaran a deixar de prestar un servei públic i de qualitat essencial que garanteix el dret a l’accés a l’ensenyament superior i la generació del coneixement en benefici de la societat i de la resta dels nivells educatius.

Per tot això, el Consell de Govern de la Universitat demana la retirada del decret i l’obertura del diàleg constructiu entre l’administració pública i els òrgans de representació de la comunitat universitària. Així mateix, fa una crida a la comunitat universitària, i també a la societat en general, a participar en la defensa i la millora de l’ensenyament universitari com a vehicle al servei del progrés i de la cohesió social.

COMUNICADO DEL CONSEJO DE GOBIERNO DE LA UNIVERSIDAD COMPLUTENSE

COMUNICADO DEL CONSEJO DE GOBIERNO DE LA UNIVERSIDAD COMPLUTENSE

Madrid, 8 de mayo de 2012.

El Consejo de Gobierno de la Universidad Complutense de Madrid, reunido en sesión ordinaria el 7 de mayo de 2012, tras analizar el Real Decreto-Ley 14/2012 de 20 de abril, de medidas urgentes de racionalización de gasto público en el ámbito educativo, acuerda realizar las siguientes consideraciones:

PRIMERA: El rechazo absoluto, tanto por su forma de tramitación como por su contenido, del citado Real Decreto-Ley, dado que daña profundamente el modelo vigente de nuestra universidad pública y, con ello, el de la Universidad Complutense de Madrid, basado en el principio de igualdad de oportunidades y el de servicio público, contemplados en el Artículo 27 de la Constitución Española, que garantiza el derecho de todos a la educación, tal y como se desarrolla en la Ley Orgánica de Universidades.

SEGUNDA: La Universidad Complutense de Madrid asume sin reservas la necesidad de seguir realizando cuantos esfuerzos sean necesarios para incrementar la eficacia y la eficiencia en la prestación de sus servicios, como así lo demuestran sus propios programas de ahorro puestos en marcha. Sin embargo, considera especialmente grave que una de las medidas para conseguir la austeridad necesaria del gasto público sea precisamente el recorte de la financiación universitaria, ya insuficiente y por debajo de la media europea; más aún cuando el consenso internacional considera la inversión educativa como condición necesaria para los cambios estructurales que exige nuestro sistema productivo y, en consecuencia, para la propia superación de la crisis.

TERCERA: Con mayor énfasis es preciso rechazar explícitamente algunas de las medidas de este Real Decreto-Ley, por considerarlas de especial gravedad:

  1. El aumento de los precios públicos de la universidad española, que ya se encuentran por encima de la media europea; incrementará el sesgo social en el acceso a los estudios superiores y dificultará aún más la entrada a la universidad de los sectores más castigados por la crisis.

  2. Los mecanismos propuestos para la valoración de la dedicación docente, que se reducen, exclusivamente, al criterio de los resultados de la investigación, sin considerar otras actividades del personal docente e investigador, ni otros objetivos estratégicos de las universidades.

  3. La regulación de aspectos fundamentales (académicos, investigadores, estratégicos, etc.) que, con independencia de la financiación, vulnera y dificulta seriamente el ejercicio responsable de la autonomía universitaria.

  4. Las posibilidades que abre el apartado 3 del artículo 6 del Real Decreto-Ley 14/2012 para la privatización de servicios universitarios de las universidades públicas.

CUARTA: El Real Decreto-Ley 14/2012 demuestra un grave desconocimiento del propio sistema universitario al confundir la actividad laboral del personal docente e investigador con la dedicación del estudiante. No regula, además, la actividad del personal docente e investigador contratado. Todo esto hace de imposible aplicación este Real Decreto-Ley.

QUINTA: Todas nuestras universidades públicas y muy singularmente la Universidad Complutense de Madrid han experimentado un proceso de cambio importante en los treinta últimos años, donde se ha incrementado sustancialmente la generación de conocimiento, su transferencia y la calidad de la actividad docente e investigadora. Este proceso está dando resultados que repercuten muy favorablemente en la sociedad, cumpliendo así con el objetivo fundamental de la Universidad.

SEXTA: La aplicación de este Real Decreto-Ley daña gravemente la calidad de la docencia y la investigación y pone en muy serio peligro los niveles de posgrado (másteres y doctorado).

Por todo ello:

  1. Solicitamos la retirada del Real Decreto-Ley 14/2012, así como el inicio de un proceso de diálogo con las universidades públicas para dar una solución efectiva a los problemas que en este momento tiene el sistema universitario español.

  2. Instamos a la Comunidad de Madrid a que asuma su responsabilidad en el marco de sus competencias y garantice la financiación necesaria de las universidades públicas madrileñas, sin que esto repercuta en los precios de las tasas para los sectores menos favorecidos de la población.

  3. Exhortamos a toda la sociedad en general, y a la comunidad universitaria en particular, a valorar los riesgos de este Real Decreto-Ley y los animamos a participar en el debate, la defensa y mejora del sistema universitario como servicio público que garantiza el progreso y la cohesión social.

Distribuir contido